Mucho hemos conversado sobre las infinitas probabilidades dentro de la comentada nueva normalidad, pero en ningún momento se nos había ocurrido que una acción como gritar quedaría fuera de la mesa en situaciones post COVID-19.

En Japón, están levantando el estado de emergencia que se incluyó por la pandemia mundial del coronavirus. Sin embargo, quienes quieran ir a un parque temático y disfrutar de una montaña rusa, aparte de cumplir con otros protocolos, deberán aguantarse las ganas de gritar.

No gritar es la nueva forma de evitar el contagio

Entendemos que la actual preocupación del mundo entero está enfocada en cómo reactivar la rutina, pero tomando en cuenta las nuevas medidas de salud e higiene, para garantizar la seguridad de la población.

No obstante, así como al ver una comedia el acto involuntario del cuerpo es reír, al montarse en una montaña rusa la emoción se refleja al gritar. Ahora, en un mundo post coronavirus, habrá que aguantarse las ganas y disfrutar de otra forma.

Los lineamientos fueron emitidos por las Asociaciones de Parques Temáticos de Japón Oriental y Occidental, compuestas por más de 30 operadores principales de parques de atracciones, incluidos Oriental Land Company –encargado de Tokyo Disneyland y DisneySea– y Universal Studios Japan.

Tratar de controlar el coronavirus podría ser devastador para países en desarrollo

La razón detrás del no gritar se debe al querer evitar el contagio a través de la saliva, y es comprensible, pero también una medida poco común. Además de eso, controles regulares de la temperatura y el uso de las mascarillas están incluidos en los nuevos protocolos, así como el distanciamiento social de al menos un metro.

De la misma forma, el servicio de atención al cliente también cambiará a su forma, ya que las conversaciones deberán ser lo más cortas y precisas posibles. “Como un nuevo estilo de servicio al cliente, incluso cuando usa una máscara, puede usar una combinación de ojos sonrientes, gestos con las manos, etc. para comunicarse con los visitantes”, sugieren.

Aunque algunos parques ya han anunciado las fechas de su reapertura, grandes nombres como Tokio Disneyland y Universal Japan permanecen en silencio.

Más en TekCrispy