Getty Images

Un año después de que el gobierno de Estados Unidos aplicara restricciones a Huawei en el país, evitando incluso el uso de sus equipos y presionando a sus aliados para que hagan lo propio, finalmente parece que Reino Unido ha cedido a las presiones y se prepara para retirar los equipos del fabricante chino de su red 5G.

De acuerdo con un reporte en The Financial Times, el primer ministro británico Boris Johnson parece estar preparándose para retirar la participación de Huawei en la infraestructura 5G a raíz del crisis del coronavirus, casi cinco meses después de haber aprobado su participación en el proyecto.

Participación China a cero para el 2023

En el reporte del Times, el 22 de mayo, señaló que Jhonson estaba dando instrucciones para empezar a planear el fin de la dependencia de Reino Unido y Huawei, y de forma general poner fin a la dependencia de China.

Posteriormente, The Daily Telegraph informó que los planes de Reino Unido contemplan “reducir a cero”, la participación del fabricante de equipos chinos en el desarrollo de sus redes de infraestructura 5G.

“Johnson todavía quiere una relación con China, pero el acuerdo con Huawei se reducirá significativamente. Los funcionarios han recibido instrucciones de elaborar un plan para reducir la participación de Huawei lo más rápido posible “, indicó una fuente anónima a The Telegraph.

Los medios señalan que los planes de Johnson consisten en poner fin a la dependencia de Reino Unido de China en cuanto al suministro de insumos médicos desde el país asiático y otras estrategias, después que el país fue duramente criticado tras ser el primer epicentro del coronavirus a principios de año, y principalmente “por no haber sido transparente” al hablar del brote que se convirtió en pandemia, obligando a todos los países del mundo a mantenerse en confinamiento durante más de dos meses.

Elon Musk también protesta en contra de cuarentena por coronavirus en Estados Unidos

Preocupación por seguridad nacional

Asimismo, el Times señala que los miembros del partido Tory del Reino Unido están preocupados por la seguridad nacional, por lo que están presionando para que se elimine la tecnología Huawei de la infraestructura 5G británica y se espera que este objetivo se cumpla en su totalidad para el 2023.

Dichas preocupaciones por la seguridad nacional han surgido desde 2018 cuando EE.UU. comenzó a sugerir supuesto espionaje por parte del gobierno chino, a través de los equipos de Huawei y ZTE fabricados en el país asiático.

Posteriormente, Donald Trump prohibió el uso de tecnología Huawei, así como negociaciones con empresas de tecnología estadounidense, obligando el retiro de las asociaciones entre el fabricante chino y grandes tecnológicas como Google, desarrolladores de Android, el sistema operativo móvil instalada en los dispositivos de la marca china.

El pasado 15 de mayo de 2020, Trump anunció que Huawei seguirá en la lista negra de compañías, por lo que sigue la prohibición de compra y uso de equipos de la marca en Estados Unidos por presentar riesgos de seguridad nacional.

Más en TekCrispy