Si bien algunos pensarán que el día de hoy es un día común y corriente, muy pocos recordarán que el 04 de mayo es mejor conocido como el Día de Star Wars –por el juego con la frase que dice “may the force be with you” donde se remplaza la palabra fuerza por “cuarto” en inglés–.

Sin embargo, en vez de enfocarnos a hablar acerca de la franquicia multimillonaria de Lucasfilm y Disney, pretendemos enlistarles una serie de recomendaciones que el propio George Lucas ha admitido poner en práctica para lograr su camino al éxito.

Como todo creador de historias, Lucas supo determinar cuándo comprometerse con sus ideas, con quién aliarse para llegar a la meta, cuándo improvisar para lograr cierto objetivo y hasta en qué momento dejar volar a su bebé para poder enfocarse en otros proyectos.

Sin duda, de las acciones de Lucas podemos aprender mucho sobre cómo llegar al éxito, alcanzar ciertas metas y emprender; sobre todo tomando como punto de partida sus siguientes palabras: “recuerda siempre que tu enfoque determina tu realidad”.

Descubre tu propia fuerza

Así como cuando un Jedi debe buscar en sí mismo la fuerza que los hará destacar, al momento de liderar tu negocio debes hacer lo mismo: descubrir tu talento y hacerlo valer. Para Lucas, todos en el mundo tiene talento, solo que deben buscar hasta encontrarlo; por alguna razón se le llama “talento escondido”.

Apoya a otros para llegar a la meta

El camino al éxito no está determinado por la cantidad de personas que dejas tiradas en el proceso o que pisoteas con tal de que no te sobrepasen en la carrera. El creador de ‘Star Wars’ se dio cuenta de eso mismo cuando estudiaba en la escuela de cine, ya que el apoyo entre sus compañeros le ayudó a entender que el apoyar a otros también se considera un logro.

Es cierto que actualmente la competencia entre las empresas es cada vez más fuerte, pero lo que algunos no se dan cuenta es que apoyándose entre todos, a cada uno le tocará una porción de la palabra llamada éxito.

Persigue tu pasión, no la de otros

Esta recomendación viene incluida con una gran alerta de spoiler, sin embargo, es esencial para explicar el punto al que queremos llegar. Quienes vieron la última producción de la franquicia, ‘Star Wars: The Rise of Skywalker’ recordarán que Rey no dejó que el pasado de su herencia la definiera, en cambio ella siguió su propio camino hasta brillar como la “última Skywalker de pie”.

Algo muy similar hizo Lucas al decidir que no se iba a dedicar al negocio de su padre –cuando muy bien sabía que podía lograrlo–, sino que seguiría su pasión de hacer películas. Si podemos nombrar una de las lecciones más importantes que nos ha enseñado el director es eso mismo: no hagas lo que esperan los demás de ti, haz lo que sientas dentro de ti.

Sé tan obstinado como Rey

A medida que avanzamos con nuestra lista, nos damos más cuenta que los protagonistas de las historias de Lucas para la saga de la Guerra de las Galaxias tienen mucho que enseñar sobre cómo conquistar el camino al éxito, o como caer en el lado oscuro y quedarse a mitad de la meta.

Por ejemplo, otra de las recomendaciones que aprendimos de Lucas es a no rendirnos, aun cuando la frustración esté en su máximo nivel y nos sintamos cada vez menos capaces de lograr lo que nos propusimos desde un principio.

Elige entre el lado oscuro y el lado de la fuerza

Antes de iniciar con un negocio, es importante que se tenga bien mapeado cuál es el objetivo del mismo. Es decir quieres placer o alegría. La diferencia entre una y la otra, es que aquel que elige el camino del placer puede caer fácilmente en el “lado oscuro”.

Lucas pone el ejemplo de las drogas o la adicción a ir de compras: el placer es una emoción positiva que se experimenta por lapsos cortos de tiempo y por picas de “energía”, lo que quiere decir que se puede volver en una adicción. Mientras que la alegría es mucho más duradera.

El placer tiene como objetivo necesidades muy egoístas, mientras que la alegría nos permite no solo alcanzar el éxito, sino también a tomar en consideración el punto número dos: ayudar a otros.

Rodéate de “Yodas”

Es importante escuchar consejos y rodearse de las personas que ya han marcado pautas en el sector del emprendimiento, o bueno, en el caso de George Lucas, en la industria del cine. Así como el director buscó en Steven Spielberg un aliado y un amigo, debes conseguir tu propio Yoda.

Elígete a ti mismo

El solo hecho de que ‘Star Wars’ exista y que sea un éxito multimillonario es el perfecto ejemplo para recalcar este punto: haz de tu negocio aquello que quieres (tú) que sea. Lucas no creo la franquicia que todos conocemos como una forma de satisfacer a los críticos, o para bañarse en dinero, ni para dominar el segmento de la venta de los juguetes.

En realidad, las producciones de Lucasfilm buscan cumplir con la visión de un equipo, si en el camino complaces a otros con el producto final, buenísimo. Pero, en un principio, están hechas para acoplarse a la creatividad “de uno mismo”.

En conclusión, si algo hemos aprendido de Lucas es que el primer paso al éxito es encontrar lo que se quiere para luego luchar por el logro, cueste lo que cueste.