Como parte de un nuevo sistema para enfrentar la pandemia del coronavirus (COVID-19) Amazon ha decidido instalar en sus almacenes de envió una serie de cámaras térmicas para verificar la temperatura en sus empleados.

A más de cuatro meses que se conoció la existencia de este letal virus que ha tomado la vida de millones y millones de personas, muchos empresas han optado por implementar medidas sanitarias más rigorosas, mientras que gran parte del mundo se encuentra en cuarentena.

Amazon, cámaras térmicas como mecanismo de detección del COVID-19

Al convertirse en una pandemia el COVID-19 ha cambiado la vida de muchas personas, y aunque la mayoría de estas se encuentra trabajando desde su hogar, algunas empresas como Amazon continúan con su labor.

Es por ello, que la compañía de Jeff Bezos ha implementado un nuevo sistema de cámaras térmicas que le ayuden a determinar cuando alguno de sus empleados tiene fiebre, uno de los síntomas más notables del COVID-19.

¿Un sistema no muy efectivo?

De acuerdo con la fuente, luego de que se localice un empleado con alta temperatura corporal, Amazon procederá a tomar la temperatura a través de un termómetro de frente, un sistema utilizado por la compañía en oportunidades anteriores para determinar el grado febril de sus empleados.

Sin embargo, aunque esto podría ayudar a determinar cuales empleados han sido contagiados con este virus, la realidad es que al momento de presentarse la fiebre ya el empleado ha podido contagiar al resto del equipo.

Sin contar con que en la actualidad se han reportado casos de empleados con COVID-19 en los más de 50 almacenes de Amazon en los EE. UU., lo que ha llevado a que algunos empleados abandonaran su trabajo, y a que los sindicatos y funcionarios electos soliciten a Amazon el cierre de estos edificios.