Luego de tanto “estirar la arruga” –como dicen por ahí–, los organizadores del Festival de Cine de Cannes han tenido que anunciar que en efecto el evento no se llevará a cabo durante el mes de junio.

Justo como todos esperaban, el popular festival tendrá que cambiar su fecha por motivos relacionados a la pandemia del coronavirus. Sin embargo, tal como ya lo habían mencionado, los organizadores sigues “optimistas” de conseguir una fecha dentro del 2020 para que el evento se lleve a cabo de formar presencial.

En riesgo de una cancelación

El comunicado oficial de parte de los organizadores del Festival de Cannes afirma que la decisión de no llevar a cabo el evento entre “finales de junio o principios de julio” tiene mucho que ver con las declaraciones que emitió el día de ayer el presidente francés.

Los anuncios del presidente francés son claro en extender los días que permanecerán en cuarentena, por lo mismo “es claramente difícil suponer que el Festival de Cannes podría celebrarse este año en su forma original”, afirmaron los organizadores.

No obstante, también como parte de su comunicado oficial dejaron saber que han estado en frecuentes conversaciones con algunos profesionales, “en Francia y en el extranjero”, para levantar un plan de contingencia y así poder asignarle una fecha al evento dentro de este año 2020, “de una forma u otra”.

Mucho han dicho los organizadores sobre no estar de acuerdo con una ejecución digital del festival, por lo que si no consiguen una nueva fecha en el año en curso esta sería la segunda vez –desde 1968, por disturbios estudiantiles a nivel nacional– que se cancelaría el evento.

Habrá quienes afirmen que la cancelación del Festival de Cine de Cannes “no es la gran cosa”, pero sin duda alguna es un impacto de gran alcance en la industria del séptimo arte. Sobre todo en una año como este, donde el cine está viendo las mayores pérdidas.