Como muchos saben, el COVID-19 no tiene una cura específica por el momento, pero los científicos han estado trabajando con mucho esmero en determinar alguna mientras otros se encargan de desarrollar una vacuna.

Esta semana se descartó que antirretrovirales empleados para tratar el virus de inmunodeficiencia humana pudieran ayudar a los pacientes diagnosticados con la nueva enfermedad a evolucionar mejor que los que no los tomaron. Sin embargo, no se descarta que estos puedan funcionar administrados en etapas tempranas de infección.

Trump afirma que está tomando hidroxicloroquina, a pesar de las preocupaciones de los científicos

Otro de los tratamientos considerados por la comunidad científica era un medicamento antipalúdico llamado hidroxicloroquina. El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, se refirió a este como un “regalo de Dios” en algún momento ya que parecía tener capacidad para combatir al nuevo virus. Sin embargo, los resultados de un pequeño estudio chino realizado recientemente indican que este en realidad no es más eficaz que el tratamiento estándar.

No hay diferencia en comparación con el tratamiento estándar

Un documento publicado en la revista Journal of Zhejiang University a principios de mes presenta los detalles de un estudio en el que se examinaron a 30 pacientes diagnosticados con COVID-19, la mitad de los cuales recibió hidroxicloroquina, y la otra mitad el tratamiento estándar.

Tras siete días del experimento, 13 de los pacientes que habían tomado el medicamento dieron negativo para COVID-19, mientras que uno de ellos desarrolló la enfermedad de manera grave. En cambio, de los que no recibieron la hidroxicloroquina 14 dieron negativo al COVID-19 siete días después, dando por sentado que no había efectos adicionales con la implementación del tratamiento antipalúdico.

Sin embargo, estos resultados contrastan por los obtenido por un equipo de investigadores franceses que encontraron que este mismo medicamento es altamente efectivo para combatir la infección, sobre todo administrado con el antibiótico azitromicina.

Las reacciones siguen siendo mixtas, y algunos sugieren que el tamaño de la muestra es demasiado pequeño como para considerarse estadísticamente significativo, por lo que es necesario indagar más en este tema.

Sin embargo, conviene recomendar a la población evitar automedicarse con este tipo de fármacos en caso de contraer el coronavirus. Recientemente una pareja diagnosticada con COVID-19 se intoxicó al reconocer el nombre de “cloroquina” en un producto destinado a las peceras: fosfato de cloroquina. Tras haber consumido el compuesto, también derivado de la cloroquina como la hidroxicloroquina, experimentaron síntomas graves que los llevaron a urgencias y causó la muerte de uno de ellos.

Referencia:

A pilot study of hydroxychloroquine in treatment of patients with common coronavirus disease-19 (COVID-19). http://www.zjujournals.com/med/EN/10.3785/j.issn.1008-9292.2020.03.03

Más en TekCrispy