Hasta ahora, lo más recomendado para evitar el COVID-19 es quedarse en casa. Y por supuesto, esto no se ha sugerido únicamente a las personas sanas, sino también a aquellas que han dado positivo a la prueba diagnóstica. ¿Por qué? La respuesta es simple: para evitar contagiar a otras personas.

Cuando se habla de esta nueva enfermedad, solemos pensar en hospitales colapsados, pero los especialistas indican que si el paciente no se encuentra entre la población vulnerable ni tampoco presenta síntomas graves, puede llevar su cuarentena en casa.

Y aunque no existe un tratamiento específico para esta enfermedad, la evidencia recolectada hasta ahora sugiere que, siempre y cuando los síntomas no sean graves, las personas pueden recuperarse desde casa siguiendo las siguientes recomendaciones.

Descansar y mantenerse hidratado

En su sitio web, la Organización Mundial de la Salud (OMS) afirma que hasta el 80 por ciento de los casos de infección por COVID-19 son leves y no requieren atención médica, y para evitar saturar los hospitales, se recomienda descanso absoluto en casa.

Y de manera similar a como ocurre cuando nos resfriamos, la hidratación es importante. De modo que descansar mucho y beber líquidos de manera prudente puede ayudar al cuerpo a combatir la infección.

Paracetamol para bajar la fiebre

Muchos pacientes con COVID-19 pueden experimentar fiebre. Cuando la temperatura excede los 38 grados centígrados, los expertos recomiendan a los adultos tomar dosis de paracetamol, también conocido como acetaminofeno, así como ibuprofeno. Sin embargo, es necesario evitar combinar medicamentos que incluyan dichos componentes. Los niños mayores de seis meses también pueden tomarlos, según indica Mayo Clinic.

Aunque es digno de mencionar que recientemente hubo algo de polémica porque el ministro de sanidad de Francia publicó un tuit en el que advertía que tomar ibuprofeno podría empeorar los síntomas del COVID-19. Sin embargo, informes posteriores dijeron que no había evidencia suficiente de que dicha afirmación fuera cierta, pero por el momento el paracetamol es la opción más segura y recomendada.

Jarabe o pastillas para la tos

Muchos pacientes diagnosticados con COVID-19 experimentan congestión y secreción nasal, así como una tos seca intensa. Bien sabemos que estos síntomas pueden ser muy molestos, por lo que los médicos recomiendan supresores específicos para la tos seca, más no los de la tos con moco.

Para la congestión nasal, se recomiendan aerosoles nasales durante unos días, o una píldora o jarabe descongestionante en caso de que dichos síntomas no cedan.

¿Cuándo es necesario buscar atención médica?

Esto no significa que debemos prescindir en absoluto de la atención médica en caso de enfermarnos con COVID-19. De hecho, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. recomiendan buscarla en caso de cualquiera de los síntomas descritos empeore. Por ejemplo, si días después de haber tomar paracetamol la fiebre continúa o experimenta un aumento de temperatura.

La misma agencia recomienda buscar atención médica en caso de presentar síntomas graves adicionales, como dolor o presión persistente en el pecho, confusión, labios o cara azulados, o incapacidad para despertar.

Referencia:

How do you treat the symptoms of coronavirus? https://www.dallasnews.com/news/public-health/2020/03/19/how-do-you-treat-the-symptoms-of-coronavirus/