Actualmente, todos estamos constantemente atentos a las noticias que puedan traernos novedades sobre la pandemia del coronavirus. Con esperanza nos mantenemos a la espera de que se encuentre pronto una vacuna contra la enfermedad.

Mientras tanto, nos mantenemos atentos a las acciones de los diferentes gobiernos para conocer cuáles han sido las últimas medidas tomadas por los mismos para contener al virus. Sin embargo, también existen pequeñas cosas que cada uno de nosotros puede hacer para colaborar en la lucha contra el esparcimiento de esta enfermedad.

Pasos para mantenerte libre del virus

Un primer nivel de protección básico contra el contagio del coronavirus es nuestra higiene personal. Si somos conscientes y nos ocupamos de mantenernos limpios habrá muchas menos posibilidades de que el mismo pueda llegar hasta nosotros o de que luego podamos transmitirlo. Acá te ofreceremos los consejos primordiales que debes conocer si quieres lograr esta meta.

Lava tus manos

Este es el principal dato que podrás ver en todas partes. Después de todo, se trata de una de las defensas más efectivas contra el SARS-CoV-2. Las partículas de los jabones son capaces de romper la estructura del coronavirus, por lo que no inutilizan y evitan que el mismo pueda propagarse o multiplicarse.

Al mantener nuestras manos limpias y lavarlas cada vez que entremos en contacto con un objeto del exterior estaremos dando grandes pasos en la batalla contra el COVID-19. Asimismo, debemos ser conscientes de que, mientras no nos las hayamos lavado apropiadamente, es importante no tocar nuestro rostro y evitar el contacto con el mayor número de superficies posibles.

En caso de que lavar nuestras manos no sea posible en el momento, se recomienda el uso del jabón antibacterial. No obstante, la proporción de alcohol en el mismo debe ser mayor a 60 y no debe ser usado como un sustituto del lavado, ya que no tiene la misma efectividad que el jabón para eliminar el virus.

Mantente en casa tanto como sea posible

Una forma fácil de evitar contaminarnos es permanecer en el ambiente controlado que es nuestro propio hogar, siguiendo las medidas de limpieza e higiene que acá te contamos. Por lo que, si quieres mantenerte libre del virus, lo más recomendable es que, a menos que sea extremadamente necesario, no salgas de tu casa y te mantengas en la cuarentena.

Ya en diferentes países ha sido posible determinar que una de las medidas más efectivas contra el coronavirus es el aislamiento social. Así que, si tienes la posibilidad de practicarlo, no dudes en hacerlo.

Al salir, mantén toda la distancia posible con los otros transeúntes

En caso de que no tengas más opción que salir, debes estar consciente de que deberás mantener el contacto al mínimo posible. Asimismo, es preferible que mantengas una distancia prudencial de al menos un metro entre tú y los otros transeúntes.

Sumado a ello, si puedes, evita el contacto con las superficies comunes de la calle. Como nota final, en estos casos llevar un antibacterial contigo o una barra de jabón puede resultar útil para que puedas asear tus manos durante el día.

Usa mascarilla (solo si toces o estornudas)

Las mascarillas han demostrado ser muy efectivas para protegernos contra el coronavirus. Sin embargo, se ha demostrado que las medidas como el distanciamiento social y la higiene de las manos son suficiente precaución.

Por lo que, si no estás enfermo, sería preferible que cedieras los tapabocas a los trabajadores de la salud que los requieren para lidiar con los contagiados del COVID-19. Solo habría una excepción en cuando al uso si ya presentas algún tipo de síntoma, en cuyo caso es vital que tanto en la calle como dentro del hogar uses una mascarilla para evitar contaminar a otros al toser o estornudar.

¿Cómo desinfectar tus objetos?

Una vez tienes estos puntos de cuidado personal cubiertos, es momento de comenzar a pensar en los objetos de uso diario. Estos también entran en contacto con las partículas del ambiente y nuestras manos constantemente pueden ensuciarlos también. Por ello, es importante saber cómo proceder para limpiarlos en medio de esta situación tan particular.

La ropa es un paso fácil

Afortunadamente, parece ser que el coronavirus es altamente sensible a muchos tipos de limpiadores. Por lo que, el jabón y detergente que usualmente usas para la lavar la ropa debería ser suficiente para sacarlo de los tejidos. Por lo que, con una lavada ya no tendrás que preocuparte de un contagio por partículas atrapadas en la ropa.

Desinfecta concienzudamente tus equipos electrónicos

Por otro lado, se ha podido ver que el plástico se trata de una de las superficies en las que más puede sobrevivir el coronavirus. Por lo que, es importante que mantengas un ritual diario de higiene de tus equipos electrónicos si tienes que salir a la calle.

En caso de que no salgas todos los días, entonces es importante que realices el proceso de limpieza las veces que hayas salido de casa. De este modo evitarás que cualquier agente externo pueda vivir por mucho tiempo en las teclas de tu PC o en la pantalla de tu teléfono.

La misma puede ser de plástico o de vidrio, pero pueden ser limpiadas del mismo modo. En estos casos, las toallitas alcoholadas parecen ser la mejor opción para poder limpiar sin dañar los componentes del equipo.

Ten un cuidado especial con los paquetes del correo

Claramente este tipo de entregas vienen del exterior y existen procesos del envío que es simplemente imposible controlar o conocer. En efecto, la mayoría de las empresas de envíos están teniendo un cuidado especial por mantener sus instalaciones desinfectadas para evitar ser fuentes de contacto.

Sin embargo, un pequeño cuidado extra nunca es malo. Se ha visto que el virus puede vivir hasta 24 horas en el cartón. Por lo que, si lo deseas, puedes pasar también una toallita alcoholada por la superficie para tener una seguridad extra.

No, no es necesario desinfectar la comida

Hasta los momentos, no existe evidencia que indique el que el coronavirus sea capaz de transmitirse a través de la misma o de sus empaques. Por lo que, acá puedes estar tranquilo, solo sigue tus rutinas de higiene y limpieza normales con los alimentos.

Así mantendrás tu casa limpia y segura

Finalmente, debemos también asegurarnos de mantener nuestro hogar libre de gérmenes de forma que todas nuestras acciones anteriores no caigan en un saco roto. Para ello, son simples los pasos y precauciones que debemos tomar. Al final, se trata más de un asunto de costumbre y de motivación que de alguna complicación de los procesos.

Limpieza y desinfección, la dupla perfecta

Lo primero que hay que tener claro es que tener una casa limpia no necesariamente implica que esté desinfectada y viceversa. Por un lado, la limpieza implica el remover los residuos de las superficies.

Del otro, la desinfección se caracteriza por ser un proceso mediante el cual, con químicos se remueven de las superficies patógenos que puedan resultar dañinos. Para poder mantener un hogar limpio en medio de toda la crisis, debemos estar preparados para hacer ambas.

Presta atención especial a las superficies más utilizadas

Lo notemos o no en nuestro día a día, en el hogar existen puntos de alto contacto con los que todos siempre interactuamos. En condiciones comunes, no tendríamos por qué pensar mucho en ellos.

Sin embargo, estos pueden ser grandes puntos de transmisión de gérmenes si, en medio de esta pandemia, no se desinfectan correctamente. En caso de que algún miembro de la familia haya hecho un viaje al exterior, lo mejor es hacer una limpieza concienzuda de estas superficies que tocamos constantemente.

Algunos ejemplos de los espacios que deberían estar en tu lista son:

  • Controles (de la TV, del aire acondicionado, de videojuegos, etc).
  • Grifos
  • Inodoro
  • Interruptores de luz
  • Llaves
  • Manillas de puertas
  • Mostrador de cocina
  • Perillas de la cocina
  • Puerta de la nevera
  • Mostrador del baño
  • Sillas del comedor
  • Superficie de las mesas

Con esto ya puedes tener una idea de las áreas a las que deberías prestar atención. Sin embargo, para que sea verdaderamente efectivo es importante que hagas un análisis de tu hogar y determines qué otras áreas de alto tráfico y contacto puede haber en él.

Tip final: Siempre limpia antes de desinfectar

Tal como lo mencionamos antes, una y la otra no son sinónimos. Por lo que, cada una debe ser tomada en cuenta por separado. Un punto importante que también hay que recordar en este caso es que tampoco se deberían realizar en un orden aleatorio.

Si se esperan resultados óptimos, es vital que primero se limpien las superficies y se retiren los grandes residuos antes de que aplicar los productos que verdaderamente matarán los patógenos de las superficies.

Recuerda que el coronavirus parece ser altamente susceptible a muchos tipos de desinfectantes. Por lo que, si tomas estas precauciones, seguramente podrás encontrarte mucho más protegido contra el contagio.