La pandemia del coronavirus ya ha logrado alcanzar a más de 180 países en todo el mundo. Los reportes de contagios y muertes por su causa siguen llegando y la cantidad de suministros necesarios para detectarla son cada vez más escasos.

Generalmente, la enfermedad se ha estado rastreando a través de pruebas individuales realizadas a quienes presenten los síntomas. Asimismo, las mismas continúan realizándosele a los contagiados para determinar el paso de la enfermedad y, cuando estos se recuperan, cuándo el virus finalmente ha salido del sistema.

Un estudio en 2007 advirtió que podía haber nuevos brotes de coronavirus

Sin embargo, con el aumento cada vez más veloz del número de casos reportados, los test pronto podrían quedarse cortos. Por lo que, ahora es necesario pensar en medidas alternas a través de las cuales hacer seguimiento a la enfermedad.

De este modo, en el momento en el que las pruebas escaseen, ya existirá un método alterno con el que mantener la enfermedad vigilada. Con este fin, la nueva startup Biobot ha decidido poner su grano de arena.

Biobot crea una nueva alternativa de seguimiento

La iniciativa básicamente se trata de un sistema de rastreo que detectará la presencia de las partículas del coronavirus en las heces que corren por los desagües de las ciudades. La propuesta de Biobot viene del MIT y tiene su base situada en Massachusetts.

En general, la idea de esta startup es analizar los sistemas de desagües de las ciudades en Estados Unidos. De este modo, se puede construir un mapa que refleje las zonas en las que el coronavirus ha sido detectado.

¿Los robots y la IA podrían ser el futuro de la medicina y la economía?

Los ciudadanos podrán tener acceso constante a este registro, de forma que puedan conocer casi en tiempo real el avance que ha tenido la enfermedad en su región. Esto, a su vez, se convertirá en una herramienta perfecta para los sistemas de salud, ya que, los mismos podrán determinar, basados en la información del mapa, qué áreas podrían necesitar una atención más pronta o el suministro de más recursos médicos.

Ofrecerá información del contagio antes de que los pacientes presenten síntomas

Toda esta propuesta ha partido de una reciente investigación que se publicó en marzo en la revista JamaNetwork. En la misma, se comprueba que las heces pueden contener trazas del coronavirus incluso antes de que este cause síntomas en la persona.

Asimismo, se sabe que es contagio a través de las heces es muy poco probable ya que parece que las células del SARS-CoV-2 no son capaces de multiplicarse. Por lo que, además de los ya conocidos test, se trata de una forma segura de rastrear la enfermedad.

Concierto en Casa, un directorio de conciertos online para disfrutar en cuarentena

Además, el hecho de que pueda detectar la presencia del coronavirus incluso antes de que haya síntomas también ofrece variados beneficios. Por ejemplo, el rango de detección se amplía lo que permite dar una respuesta más temprana y cortar la cadena de contagio.

Del mismo modo, la respuesta temprana también se traduce en más y mejores cuidados para los afectados desde las primeras etapas del COVID-19. Lo que, se traduce en una mayor probabilidad de recuperación y en el disminución de la posibilidad de que se presenten complicaciones.

¿Cómo hace esto?

Originalmente, Biobot estaba siendo diseñado para estudiar y registrar los rastros de opioides en las heces como un medio para conseguir más información y control sobre la crisis que estas drogas actualmente ocasionan en el país.

Sin embargo, la pandemia del coronavirus y su rápido avance por los Estados Unidos ha hecho que sus objetivos cambien. Ahora, los científicos, biólogos, epidemiólogos y demás profesionales que participan de este proyecto han orientado sus esfuerzos a la detección del coronavirus en las heces.

Disney Plus duplica sus suscripciones durante la cuarentena por coronavirus

Su método de investigación bajo ningún respecto representa un trabajo de registro casa por casa o algo similar. De hecho, la estrategia es enviar kits de muestras a las plantas de tratamiento de las aguas negras.

Luego de que la planta tome las muestras, estas deberían ir de regreso al laboratorio de Biobot donde serían analizadas. Con los resultados la app se actualizaría y daría a sus usuarios, al menos por zona, una idea del avance del coronavirus.

Aún es una iniciativa en desarrollo

Como lo hemos mencionado, solo ha sido recientemente que esta startup ha cambiado su enfoque. Por lo que, aún tiene arreglos que hacer para funcionar a la totalidad de su capacidad.

Con esto en mente, el equipo de Biobot incluso ha abierto esta forma en su página web para solicitar apoyo a aquellos que quieran unirse a su cruzada.

Referencia:

Detection of SARS-CoV-2 in Different Types of Clinical Specimens: doi:10.1001/jama.2020.3786

Más en TekCrispy