Grindr es una aplicación de citas LGBT que ha sido duramente criticada por Estados Unidos debido a que proviene de una empresa china, en este sentido, sus anteriores propietarios decidieron vender la aplicación a una empresa estadounidense debido a las preocupaciones por seguridad nacional.

Desde hace varios años, la app de citas Grindr ha sido catalogada de poner en riesgo la seguridad nacional de ciudadanos estadounidenses. Debido a esto, en marzo de 2019, la compañía Kulun Tech de China, propietaria de aplicación de citas Grindr, anunció que puso en marcha la venta de esta app por representar un riesgo de seguridad para el gobierno de Estados Unidos.

Kulun Tech, decidió vender Grindr a una módica suma de USD$ 608 millones

El Comité de Seguridad Nacional de Estados Unidos detectó que Grindr representa un riesgo para la seguridad del país norteamericano, por ser propiedad de una empresa china(Kunlun). Por lo que su empresa propietaria decidió vender a una compañía de Estados Unidos.

De acuerdo con Reuters la compañía china vendió el 98% de sus acciones en Grindr a la compañía estadounidense, San Vicente Acquisition Partners. De momento no se tiene mayor información acerca de esta compañía pero la fuente señala que uno de sus inversores es James Lu, un ex ejecutivo del gigante chino de búsqueda Baidu. No obstante, se especula que la compañía está compuesta por un grupo de inversores estadounidenses.

Kulun ha estado en el ojo del huracán por Grindr desde hace varios años, hace algunos meses, esta aplicación fue acusada de filtrar información de 27 millones de usuarios. Asimismo, otros reportes afirman que Grindr recopila ubicación, mensajes dentro de la aplicación, y la información de salud, como el estado de VIH de un usuario.

Un estudio de CNBC reveló que en 2016 la aplicación dejaba expuestos datos de usuarios como la ubicación, a la que se podía acceder mediante la API de Grindr.