Las comunicaciones han ido evolucionando a un paso acelerado en el paso del tiempo. A medida que las sociedades avanzas y se expanden, y mientras las culturas se entrelazan, cada vez se crean más alternativas para mantener el mundo conectado.

Actualmente, uno de los más grandes representantes de este deseo de mantenernos conectados se ve en la plataforma de mensajería instantánea, WhatsApp. Desde su lanzamiento en el 2009 hasta la actualidad, la misma ha sido un éxito rotundo.

Ahora, luego de ser adquirida por Facebook en el 2014, su crecimiento solo se ha potenciado incluso más. Por ello, ha sido posible ver cómo con el paso de los años la cantidad de usuarios de esta plataforma solo ha sabido aumentar cada vez más.

WhatsApp alcanza los2 millardos, ¿y ahora?

Para el 2016, la plataforma llegó al primer millardo de usuarios, un evento que celebraron como un enorme logro. Luego, para el 2018 otro gran paso se dio cuando alcanzaron 1,5 millardos de usuarios.

Hoy mismo, en febrero del 2020, han llegado a marcar otro hito y finalmente la plataforma alcanza los 2 mil millones de usuarios. Para darlo a conocer al mundo, han lanzado un comunicado en su blog.

Dentro del mismo, expresan el entusiasmo y orgullo que representa para ellos el haber alcanzado esta nueva meta. Sin embargo, también han aprovechado es espacio para ratificar su compromiso con sus ahora dos mil millones de usuarios y con la privacidad de los mismos.

Un mensaje para sus usuarios y para el mundo

Entre de las palabras emitidas en el comunicado, la plataforma ha recapitulado sus intenciones iniciales al comentar que: “WhatsApp comenzó con el objetivo de crear un servicio que fuera simple, confiable y privado para los usuarios”.

En este sentido, han declarado que continuarán trabajando con sus sistemas de cifrado de extremo a extremo. De modo que, todo aquel que use la plataforma no tenga que preocuparse por la privacidad de sus mensajes y audios.

Facebook etiquetará a los medios controlados por el estado en la red social

Gracias a este sistema de encriptado, solo los emisores y los destinatarios de los mensajes pueden conocer su contenido. Con ello, pueden contar con un poco de privacidad en un mundo en el que ahora casi todo es medido, cuantificado y almacenado.

“A medida que nuestras vidas se desarrollen en línea, proteger nuestras conversaciones es más importante que nunca.” Es otra de las líneas resaltantes de su comunicado, en el que dan a conocer su claro deseo de continuar siendo la primera opción en cuanto a seguridad y privacidad de sus usuarios en el mundo.

Algunas preocupaciones acerca del futuro

A pesar de esto, en otras oportunidades la empresa ha dejado claro que, aunque no renunciará al encriptado de punto a punto, sí ofrecerá los metadatos a las entidades gubernamentales en caso de que sean necesarios para ciertas operaciones.

No es secreto para nadie que se ha estado librando una guerra entre las empresas de la tecnología y los gobiernos para comprender cuál es el mejor modo de manejar la información y las comunicaciones del público. Sin embargo, con WhatsApp, que es propiedad de Facebook, las dudas pueden llegar a ser incluso mayores.

Sobre todo, cuando en el futuro se espera crear un sistema de plataformas interrelacionadas en el que tanto Facebook, como Instagram, como WhatsApp puedan intercambiar mensajes fácilmente. Aunque papel se trata de una idea muy cómoda, la verdad es que de este trío solo la app de mensajería cuenta con un sistema de cifrado elaborado. Por lo que, al tener que conectarlas, lo más probable es que la potencia de este baje en lugar de hacer que la calidad del de las otras dos suba.

Más en TekCrispy