La publicidad y los anuncios en internet se han convertido en una verdadera plaga para la experiencia de los usuarios al navegar por internet. Si bien este es el modelo a través del cual los servicios y páginas web generan ganancias, otros se han aprovechado de ello para hacerla sumamente invasiva y molesta. Incluso, en estos momentos existen anuncios capaces de drenar los recursos del navegador y el computador, ralentizando el sistema y haciendo realmente insoportable la navegación. Por tal motivo, desde Google se han mantenido trabajando en un mecanismo para combatir este problema y han incorporado en su sección de flags una opción que te permitirá librarte de ello.

Si con frecuencia padeces de estos problemas con los anuncios en internet, entonces esta alternativa de Chrome te vendrá como anillo al dedo y aquí te mostraremos como activarla.

Bloquea los anuncios que consumen muchos recursos

No cabe duda de la enorme molestia que genera la publicidad en internet, ingresas a un sitio web y de pronto se despliegan decenas de ventanas, algunas que incluso ralentizarán el equipo. Si bien existen soluciones como AdBlock, muchas personas suelen no confiar en este tipo de extensiones considerando que, podrían recopilar sus hábitos de uso. Por ello, si quieres librarte de estos anuncios molestas sin necesidad de instalar nada, deberás recurrir a la sección de flags en donde se encuentra la opción que necesitamos habilitar para bloquear esta publicidad.

Google oficializa los SMS verificados para combatir el spam

Para comenzar con el proceso, todo será cuestión de ingresar lo siguiente en la barra de direcciones:: Chrome://flags.

Esto te llevará directamente a la sección de opciones experimentales de Chrome, justo en la parte superior encontrarás una barra de búsqueda que ocuparemos para dar con la opción que necesitamos. La función que buscamos lleva por nombre “Heavy ad intervention”, así que ingrésala en la barra de búsqueda, presiona Enter y la tendrás de inmediato en pantalla.

Ahora solo tendrás que hacer click en el menú desplegable que se encuentra a la derecha  y cambiar su estatus a “Enabled”. Acto seguido el navegador pedirá reiniciarse para que los cambios surtan efecto y listo. En tus próximas sesiones de navegación, Chrome se encargará de detectar esos anuncios pesados y bloquearlos de forma automática.

Más en TekCrispy