Los investigadores encontraron que el 75 por ciento de los estudiantes tenía sentimientos negativos relacionados con la escuela.

Este 11 de febrero se celebra el Día Internacional de Internet Seguro, una campaña anual que busca crear consciencia en torno al uso de Internet y la tecnología, la fecha conmemorativa se celebra el segundo martes de cada febrero, sin embargo, a pesar de la existencia de esta y múltiples campañas que buscan concientizar acerca del uso responsable de la red de redes, actualmente siguen algunas interrogantes en cuanto a qué tan seguro estamos, principalmente los niños y adolescentes quienes tienen acceso a la web muchas veces sin limitaciones, ¿realmente están seguros en la web?

Estudios recientes demuestran que los niños y jóvenes están cada vez más expuestos a Internet por lo que también son mucho más vulnerables a los malos actores, bien sea aquellos que podrían acceder a información valiosa de los más pequeños o incluso interactuar con ellos sin saber qué tanto daño puedan hacer a través de dicha interacción.

Juntos, tenemos el poder de inspirar cambios positivos en línea y crear conciencia sobre los problemas que nos importan.

En 2019, un estudio realizado por Common Sense Media, una organización sin fines de lucro preocupada por el uso de la tecnología en los niños, determinó la dependencia de los niños a los smartphones e Internet asegurando que la mayoría de los niños de 11 años en adelante llevan un smartphone a la escuela secundaria.

Aunque esto no sería del todo preocupante puesto que los padres buscan alternativas para estar conectados con sus hijos, estos dispositivos podría ser contraproducentes para los más pequeños de casa, además de estar a un click de distancia de Internet.

Sin mencionar los efectos colaterales que podrían generar el pasar mucho tiempo frente a una pantalla de móvil. En este sentido, Jenny Radesky, pediatra que atiende a pacientes con autismo, TDAH y retrasos en el desarrollo, afirma que tratar de controlar el tiempo de pantalla de un niño a menudo puede ser desmoralizador.

“Si los ojos de tus hijos están tan fijos en lo que está sucediendo en la pantalla que no puedes hacer que te miren, entonces quizás sea demasiado“, dice Radesky.

Para nadie es un secreto que el acoso en línea está a la orden del dia entre jóvenes y niños, puesto que están detrás de una pantalla se les hace mucho más fácil incurrir en este tipo de conductas. Del mismo modo, otros estudios señalan que 1 de cada 5 niños que usan Internet han sido solicitados sexualmente y uno de cada cuatro ha visto pornografía sin querer, sin mencionar los casos de los adolescentes que reciben correos electrónicos de extraños, los cuales han sido respondidos al menos en un 50% de las veces, de acuerdo con Pixel Privacy.

Detectan diferencias cerebrales en los hijos de padres que sufren depresión
Pixel Privacy

Pero no todo está perdido

Así como existen muchos riesgos para los niños en la web, también existen sitios seguros y plataformas dedicadas a velar por la seguridad de los niños y jóvenes en línea, así como también ofrecen orientación a los padres que se les dificulta controlar el acceso a Internet y los dispositivos de sus hijos.

Common Sense Media, ayuda a los padres a superar ese desafío al calificar y revisar los medios de los niños, incluidas las aplicaciones, los juegos en línea y los canales de YouTube. Del mismo modo, especialistas afirman que podrían tomar medidas para proteger a los pequeños de los peligros de la web de forma sencilla.

Computador en un lugar visible

Pixel Privacy recomienda colocar la computadora en un lugar visible, por lo que no recomienda que los niños estén dentro de una habitación solos conectados a la web, por lo que mientras el monitor sea visible a todos podrán correr a salvarlo en caso de una información no deseada.

Documentarse y pasar el tiempo en línea con los pequeños

Los expertos recomiendan a los padres indagar acerca de los términos relacionados con la web, así como la información de su proveedor de servicios, del mismo modo, es recomendable que navegue con sus hijos para que ellos vean lo que pueden hacer y lo que no así como las páginas que deberían frecuentar principalmente a la hora de hacer alguna investigación para el colegio.

Establecer tiempos de uso de Internet

Aunque como hemos mencionado el uso de las pantallas por mucho tiempo podría causar efectos a nivel psicológico, también se recomiendan establecer límites en cuanto al uso de Internet, se recomienda llegar  a un acuerdo entre el tiempo destinado a investigar y el tiempo para recreación.

Es realmente importante hablar con sus hijos acerca de los verdaderos riesgos que puede encontrar en la red con el fin de evitarlos, ya que la red de redes podrían representar un verdadero universo paralelo pero todos deberíamos estar concientes de ello.

Más en TekCrispy