La preeclampsia es un trastorno multifactorial de hipertensión (presión arterial elevada) en las mujeres embarazadas que se asocia con un mayor riesgo de muerte y de enfermedades cardiovasculares durante el embarazo y posteriormente en la vida.

La preeclampsia y los trastornos hipertensivos relacionados con el embarazo pueden tener consecuencias graves tanto para las madres como para los bebés, incluyendo parto prematuro, hipertensión grave, accidentes cerebrovasculares, convulsiones y muerte materna e infantil, especialmente si no se tratan.

Mantener una buena higiene bucal es bueno para tu corazón

Evaluando riesgos

Se estima que las mujeres diagnosticadas con preeclampsia tienen el doble de probabilidades de tener un mayor riesgo de futuros eventos cardiovasculares o cerebrovasculares, además un riesgo entre 1,5 y 2 veces mayor de desarrollar enfermedades cardíacas más adelante en su vida.

El estudio encontró que las mujeres con problemas de hipertensión en su primer embarazo tienen un mayor riesgo de sufrir un ataque al corazón o muerte cardiovascular más adelante en su vida.

Por lo tanto, la comprensión de los futuros resultados cardiovasculares a corto y largo plazo de la preeclampsia es importante para la salud de las mujeres.

A fin de profundizar en esta cuestión, un equipo de investigadores de la Universidad de Rutgers se propuso evaluar los riesgos de los resultados cardiovasculares de mujeres primíparas diagnosticadas con preeclampsia.

Utilizando información del Sistema de Adquisición de Datos sobre Infarto de Miocardio (MIDAS, por sus siglas en inglés) los investigadores analizaron las enfermedades cardiovasculares en 6.360 mujeres de 18 a 53 años de edad que estaban embarazadas por primera vez y a las que se les diagnosticó preeclampsia en los hospitales de Nueva Jersey entre 1999 y 2013, y las compararon con 325.347 mujeres embarazadas del mismo rango de edad sin preeclampsia, las cuales sirvieron de control.

Mayor probabilidad

Este análisis reveló que, en comparación a los casos de control, las mujeres con preeclampsia en su primer embarazo tuvieron más probabilidades de sufrir un infarto de miocardio, un accidente cerebrovascular, muerte por enfermedad cardiovascular y muerte por cualquier causa más adelante en la vida.

La preeclampsia y los trastornos hipertensivos relacionados con el embarazo pueden tener consecuencias graves tanto para las madres como para los bebés.

Después de emparejar los casos con los controles por demografía y comorbilidades, los investigadores encontraron que las mujeres con preeclamsia tuvieron 3,94 veces más riesgo de sufrir un infarto al miocardio, 4,66 veces más riesgo de muerte por accidente cerebrovascular y 2,32 veces más riesgo de muerte por cualquier causa que los controles emparejados.

Confirmado: las embarazadas no transmiten el coronavirus a sus bebés

Estos resultados respaldan que el diagnóstico de preeclampsia durante el primer embarazo se relaciona a un mayor riesgo de un evento cardiovascular posterior o de muerte en comparación con una población sin preeclampsia.

En última instancia, señalan los autores, los resultados del estudio sugieren que todas las mujeres sean evaluadas para detectar preeclampsia durante todo el embarazo y que el tratamiento se administre en un periodo de cinco años posteriores al nacimiento.

Referencia: Preeclamptic Women Are at Significantly Higher Risk of Future Cardiovascular Outcomes Over a 15-Year Period. Journal of Women’s Health, 2020. https://doi.org/10.1089/jwh.2019.7671

Más en TekCrispy