El coronavirus se trata claramente de una amenaza a la salud mundial. Sin embargo, este no se trata del único punto que este podría alcanzar si su propagación aumenta.

En un artículo anterior, mencionamos que, por el modo en el que China había manejado la situación, parecía que el coronavirus tendría un impacto económico moderado. Sobre todo, si el contagio en otros países comenzaba a mermar.

Lastimosamente, ha pasado lo opuesto. En la actualidad, la Organización Mundial de la Salud ya ha dado una alerta internacional por este evento. Lo que da a entender que su propagación en mucho más posible y peligrosa de lo esperado.

Con ello, llegan nuevas consideraciones a la mesa y nos hacen replantearnos el alcance del impacto económico que esta enfermedad tendrá en el mundo. Para esto, es necesario comenzar con los cambios que ella podría traer a su punto de origen, para luego comprender cómo estos podrían afectar al resto del mundo.

Si China se detiene…

Debido a las medidas tomadas por el gobierno chino, muchos comercios en la ciudad se han mantenido cerrados como una extensión del feriado del año nuevo chino. Mientras que, por un lado, ello limita el número de personas en la calle y, de esa forma, previene la propagación del virus, ello también paraliza la economía de las ciudades.

Una que, además, también se ha visto fuertemente afectada por acciones externas. Muchas compañías como Apple, Disney, Google y Starbucks, solo por mencionar algunas, han cerrado provisionalmente sus cedes en China, además de limitar los viajes y transporte de sus empleados en esta zona.

Asimismo, otras compañías como Huawei, autóctonas del país, también se han visto en la necesidad de parar varias de sus actividades. En total, la actividad productiva, turística y económica de China está sufriendo un paro forzado que, por cada día que pasa, aumenta las pérdidas y agrava las consecuencias económicas que se verán en el futuro.

Xenofobia a la orden del día tras reportes de la propagación del coronavirus

El coronavirus también podría “infectar” la economía mundial

https://ep01.epimg.net/economia/imagenes/2020/02/03/actualidad/1580720596_347980_1580720843_noticia_normal.jpgPor otro lado, esta no se trata de una preocupación de la que solo deba ocuparse China. De hecho, siendo esta una potencia mundial y uno de los principales motores de la economía del mundo, su declive puede significar un daño considerable a los sistemas económicos de muchos otros países.

Por ejemplo, tanto Alemania como Japón –que no están experimentando sus mejores tiempos económicamente hablando– dependen muy cercanamente de sus negocios con China. Por lo que, si esta se ve afectada, ellos también podrán ver las consecuencias en un declive mayor en su situación económica.

Asimismo, el todo el mundo, el miedo al coronavirus está afectando industrias como el turismo y el comercio. Ya que, muchas personas buscan estar lo más seguras y aisladas posible, cosa que impacta negativamente en ambos sectores, que se valen del constante tránsito de individuos para subsistir.

China ha tomado medidas

https://elpais.com/economia/imagenes/2020/01/27/actualidad/1580127438_460206_1580157956_noticia_fotograma.jpgA pesar de que es claro que el panorama con esta enfermedad no parece estar mejorando, al menos gran parte de su avance parece estar contenido. En la actualidad, alrededor del mundo ya se han presentado varios casos de la misma.

Sin embargo, el grueso de estos continúa estando presente de forma indiscutible en China. Mucho de ello ha sido gracias a sus rápidas medidas a la hora de disminuir el alcance de la misma al frenar su propagación cerrando sus propias ciudades y limitando el transporte entre una y otra.

A pesar de que ello en ocasiones pueda ser visto como una acción extremadamente autoritaria, en esta oportunidad es claro que se ha tratado de un punto clave para mantener el orden. No obstante, de aumentar el contagio en otros países, estas medidas tomadas por China perderán efectividad y el coronavirus comenzará a volverse un problema aún más grave.

Más en TekCrispy