La infección del tracto urinario (ITU) es una de las infecciones microbianas más comunes en todo el mundo, con una prevalencia global de 10 por cada 1.000 personas. La ITU se asocia con un costo social considerable, una morbilidad significativa e incluso un aumento de la resistencia a los antibióticos, por lo que constituye un desafío actual para el control de infecciones.

Las infecciones urinarias generalmente son causadas por bacterias intestinales, como Escherichia coli, que ingresan al tracto urinario a través de la uretra y afectan los riñones y la vejiga.

Incidencia evaluada

Investigaciones anteriores han demostrado que la carne, principalmente de pollo y cerdo, es un reservorio importante para las cepas de E. coli que se sabe que causan infecciones urinarias, pero se desconoce si evitar la carne reduce el riesgo de contraer este tipo de infección.

La infección del tracto urinario (ITU) es una de las infecciones microbianas más comunes en todo el mundo, con una prevalencia global de 10 por cada 1.000 personas.

A fin de profundizar en esta cuestión, un equipo de investigadores de la Fundación Médica Budista Tzu Chi en Taiwan, realizó un estudio para evaluar la incidencia del consumo de carne en la prevalencia de las infecciones del tracto urinario.

Para ello, el equipo de investigación examinó los datos de 9.724 budistas en Taiwán, que participaron en el Estudio Vegetariano Tzu Chi, un estudio que investiga el papel de una dieta vegetariana en los resultados de salud en los budistas taiwaneses.

Después de tener en cuenta factores potencialmente influyentes como la edad, el sexo, el estilo de vida y otras afecciones de salud, los investigadores encontraron que el riesgo general de infecciones urinarias era 16 por ciento menor en los vegetarianos que en sus contrapartes carnívoras.

Efecto protector

De los 3.040 vegetarianos que participaron en el estudio, 217 desarrollaron una infección urinaria, una cifra que contrasta con 444 casos de infección urinaria registrados en 6.684 participantes no vegetarianos estudiados.

Las infecciones urinarias generalmente son causadas por bacterias intestinales, como E. coli, que ingresan al tracto urinario a través de la uretra y afectan los riñones y la vejiga.

Sin embargo, cuando los investigadores analizaron las dietas de hombres y mujeres por separado, encontraron que el efecto protector de una dieta vegetariana estaba presente en los hombres pero no en las mujeres.

Los investigadores explican que las mujeres se ven particularmente afectadas por las infecciones urinarias, como la cistitis, porque la distancia desde el ano hasta la uretra y la longitud de la uretra en sí son más cortas. La uretra también está cerca de la vagina, lo que significa que las bacterias pueden transferirse fácilmente durante las relaciones sexuales.

Respecto a los resultados observados en el estudio, los autores expresan que los vegetarianos pueden tener un menor riesgo de infecciones de las vías urinarias porque tienen un menor riesgo de exposición a la E. coli También es posible que el alto contenido de fibra en su dieta ayude a evitar el estreñimiento y así reducir el riesgo de que la bacteria crezca en sus intestinos.

Referencia: The risk of urinary tract infection in vegetarians and non-vegetarians: a prospective study. Scientific Reports, 2020. https://doi.org/10.1038/s41598-020-58006-6