Ilustración: Yoshi Sodeoka. FOTO: Max Whitaker/NYT

Las TGIF o encuentros semanales que Google realizaba con sus empleados, se ven condicionados por la empresa después de que varias personas filtraran informacion de la compañía. En este sentido el CEO de la empresa dijo que no se harán en la misma frecuencia que antes.

Sundar Pichai, CEO de Google, dijo mediante correo que están tomando medidas con respecto a las reuniones conocidas como TGIF, al reducir su frecuencia semanal.

Recordemos que TGIF son encuentros que la empresa realiza semanalmente, donde los empleados tienen la oportunidad de hablar con la gerencia sobre los planes para el futuro. Sin embargo, esta costumbre cambiará dentro de poco pues Pichai afirma en el email que se reducirán a una vez por mes.

El CEO de Google dijo a The Verge que las reuniones semanales de TGIF se realizarán mensualmente y se centrarán solo “en el producto y la estrategia comercial”, debido a que actualmente existe “Un esfuerzo coordinado para compartir nuestras conversaciones”, señala la fuente.

Otra de las razones señalada por Pichai, es que solo el 25 por ciento de los empleados asisten a las reuniones semanales, una diferencia significativa comparada con el 80 por ciento de asistencia de hace una década.

Aunque el ejecutivo no hizo referencia a filtraciones claras, algunos informes señalan que esto pudo haber afectado algunos proyectos de Google.

The Verge cita el caso del Breitbart hace un año, el sitio de extrema derecha donde filtraron un video del TGIF tras las elecciones presidenciales de 2016 donde los empleados lamentan el triunfo de Donald Trump.

Del mismo modo, un reciente reporte en Bloomberg menciona que un empleado de Google fue despedido por filtrar nombres y detalles de otros empleados de la empresa.

En el anuncio, Pichai afirma que seguirán trabajando por el bien de Google y esperan que en el futuro mejoren la comunicación y espera que esta medida funcione “si todos colaboran”.