El envío y recepción de correos es una tarea de la que nadie se salva, independientemente del oficio o profesión, la necesidad de mantener un control a nivel comunicacional ha llevado a empresas a contratar personal solo para esto. Sin embargo, las nuevas tecnologías han ayudado a optimizar el proceso.

Plataformas como Gmail presentaron Smart Compose en 2018,  una herramienta de inteligencia artificial que puede predecir lo que escribirás, reduciendo el tiempo de redacción, una función que podría ser discutida en términos de eficiencia o rapidez.

Investigadores de la Universidad de Carleton, informaron que los canadienses en el lugar de trabajo pasan casi un tercio de su semana laboral escribiendo o respondiendo correos electrónicos.

Smart Compose y su red neuronal

El proyecto de Google fue presentado en 2018 como una red neuronal capaz de predecir lo que una persona escribirá con solo conocer o aprender acerca de su proceso de envío y recepción de emails. Esta característica puede ser muy controvertida tomando en cuenta que prácticamente puede “adivinar” lo que escribes, pero ¿cómo lo hace?

Sobre la base de la tecnología desarrollada para Smart Reply, Smart Compose ofrece una nueva forma de ayudarlo a redactar mensajes.

Lo cierto de la tecnología de Google y la necesidad de crear algoritmos para facilitar la vida de las personas va más allá de lo que algunos piensan. Y aunque muchos piensen que se trata de la cultura de gestionar el tiempo de forma óptima, la compañía utiliza el comportamiento de los humanos y su modelo de negocios, analizando lo que vemos y lo que hacemos. Y aunque pueda parecer un mecanismo aterrador muchos están dispuestos a pagar el precio.

Google no ha estado ganando lo esperado con su móvil insignia: el Pixel 3

Más en TekCrispy