Cuando se habla de colesterol malo, esto incluye tanto la lipoproteína de baja densidad oxidada (LDL) como a las partículas pequeñas y densas de LDL. Y tal como ocurre con una manzana cortada que se vuelve marrón a causa del oxígeno, la oxidación también es mala para el cuerpo humano.

Todo el LDL es malo, pero las partículas de LDL densas y pequeñas son particularmente dañinas pues promueven la acumulación de placa en las arterias (aterosclerosis). Y cuando estas se oxidan, se inicia una reacción en cadena que puede promover el desarrollo de enfermedad cardíaca y diferentes tipos de cáncer.

Pero varios estudios han encontrado una posible reducción del riesgo de padecerlas por medio de una buena alimentación. Recientemente hablamos de un estudio que encontró que comer fibra dietética y yogur con frecuencia puede tener un efecto protector contra el cáncer de pulmón, por ejemplo.

Pero también ha destacado el aguacate, una fruta mantecosa reconocida internacionalmente por su versatilidad culinaria y alto valor nutricional, que también es uno de los productos de exportación más importantes de países como México.

Tal es su aporte para la salud de los humanos, que una iniciativa de investigación llevada a cabo el año pasado consistió en pagar 300 dólares a los participantes que consumieran un aguacate diario.

Y es que esta fruta es rica en grasas saludables para nuestro organismo, lo que estimula los procesos celulares que necesitan de colesterol bueno, y evita el aumento del colesterol malo. De hecho, una investigación de Penn State ha constatado que su consumo frecuente puede ayudar a nivelar los niveles de colesterol malo en nuestro organismo.

El efecto del aguacate en el colesterol

Los especialistas hicieron un estudio aleatorizado y controlado de alimentación para el que reclutaron a 45 participantes con sobrepeso u obesidad, que siguieron una dieta de dos semanas basada en la dieta estadounidense promedio. De esta forma, todos los individuos del estudio iniciaron su alimentación sobre una base nutricional similar.

Luego cada uno de los participantes se sometió a cinco semanas de tres dietas diferentes: una baja en grasas, otra con un contenido de grasas moderado y otra dieta moderada en grasas en la que los participantes debían consumir un aguacate al día.

Aunque la segunda dieta, la de grasas moderadas, fue complementada con grasas extra saludables que fueran equivalentes a la cantidad de ácidos grasos monoinsaturados que se obtendrían de los aguacates.

Cinco semanas después, encontraron que las personas con sobrepeso u obesidad que incorporaron un aguacate al día en su alimentación vieron sus niveles de partículas pequeñas y densas de LDL y de LDL que se habían oxidado sustancialmente reducidos en comparación con sus niveles al comienzo del estudio, o después de completar las dietas bajas y moderadas en grasas.

El aguacate tiene propiedades particulares que reducen el colesterol

sliced avocado
A pesar de que la dieta moderada en grasas contenía grasas extra saludables en cantidades equivalentes a la dieta que incluía un aguacate al día, el beneficio sobre el colesterol LDL se observó en esta última.

También observaron que luego de la adición del aguacate en la dieta, los participantes tenían niveles más altos de luteína, un antioxidante que podría ser el bioactivo que protege el LDL de la oxidación.
Y tal como indica Penny Kris-Etherton, distinguida profesora de nutrición:

“Pudimos demostrar que cuando las personas incorporaron un aguacate al día en su dieta, tenían menos partículas pequeñas y densas de LDL que antes de la dieta. En consecuencia, las personas deberían considerar agregar aguacates a su dieta de manera saludable, como en una tostada de trigo integral o como una salsa vegetariana”.

La dieta moderada en grasas que no incluía aguacates tenía los mismos ácidos grasos monoinsaturados presentes en los aguacates, sin embargo, los resultados fueron mejores cuando los participantes consumieron la fruta como tal. De ahí que los autores sospechen que esta posee bioactivos adicionales que estimulan los beneficios obserados.

“Los aguacates son realmente ricos en grasas saludables, carotenoides, que son importantes para la salud ocular, y otros nutrientes. Son un paquete tan rico en nutrientes, y creo que recién estamos comenzando a aprender cómo pueden mejorar la salud”.

Estos resultados se suman a la lista de evidencias de que el aguacate es en realidad beneficioso para nuestra salud. Ya lo saben, un aguacate el día mantendrá sus niveles de colesterol a raya.

Referencia:

A Moderate-Fat Diet with One Avocado per Day Increases Plasma Antioxidants and Decreases the Oxidation of Small, Dense LDL in Adults with Overweight and Obesity: A Randomized Controlled Trial. https://academic.oup.com/jn/advance-article/doi/10.1093/jn/nxz231/5588100