El monstruo del Lago Ness es una de las grandes incógnitas que el ser humano ha tratado de resolver desde que se tiene constancia de su supuesto primer avistamiento, allá por el siglo VI. El primer testimonio es de Columbia de Iona, el introductor del cristianismo en Escocia.

Ahora, una investigación realizada por la Universidad de Otago, en Nueva Zelanda, plantea la posibilidad de que se trate de una (o varias) anguila gigante más que las otras opciones que se barajaban, tal y como publicaba el pasado viernes The Times. Los rumores hablaban de que Nessie era un plesiosaurio, esta era la teoría favorita de todos, Aunque también se ha hablado de otras opciones como que se tratara de un gran pez, quizás un esturión o bagres (género de peces que incluye especies que pueden alcanzar grandes tamaños) o, también, focas, tiburones, olas anormales o algún tipo de ave acuática.

El ADN que han conseguido los investigadores descarta los tiburones, el dinosaurio Jurásico que habría llegado hasta nuestros días, los bagres e, incluso, los esturiones: “Lo siento, pero la hipótesis del plesiosaurio no se sostiene en base a los datos que hemos obtenido”, explicó el pasado jueves el investigador. “Tampoco hay ADN de tiburones, ni de bagres, ni hemos podido encontrar ninguna evidencia de esturiones”, añadió Gemmell.

Sin embargo, sí han encontrado ADN de anguilas en casi todos los lugares que se han analizado: “El Lago Ness está repleto de anguilas. Hemos encontrado ADN de anguila en casi todas las localizaciones que hemos analizado. Y hay montones de ellas. No podemos descartar la posibilidad de que haya anguilas gigantes en el Lago Ness”, comentó el investigador durante una rueda de prensa en el lugar del estudio.

El análisis del ADN de los habitantes del lago escocés daría como principal sospechoso a las anguilas. Pero, ¿sería posible que hubiera anguilas de casi cuatro metros en este lago? “Una anguila así estaría fuera del rango normal, pero no parece imposible”, apuntó Gemmell ante la prensa.

¿La luna llena realmente provoca comportamientos extraños?

De hecho, no es una idea tan descabellada. En 2007 se grabó un vídeo de una forma alargada bajo las aguas del lago que medía alrededor de cuatro metros y que tenía una forma que recordaba a la de un torpedo. Además, “los buceadores han dicho que han visto anguilas tan gordas como sus piernas”, indicó el investigador principal.

Y aún hay más: Gary Campbell, el encargado de llevar el registro de los avistamientos de Nessie, comentó que “el Lago Ness está lleno de anguilas y hace unos 20 años un pescador vino a mí y me dijo: Escucha, tengo que decírtelo. Tenemos un bote de 16 pies (casi 5 metros) y cuando estábamos pescando en el lago Ness, una anguila pasó por la superficie del agua y era más larga que el bote'”, tal y como recoge The Times.

Además, añade que “en la década de 1980, el personal de la central eléctrica de Foyers descubrió que una entrada de agua no funcionaba porque estaba obstruida por anguilas y una de ellas tenía 18 pies (más de 5 metros) de largo”.

Tampoco es la primera vez que se habla de la posibilidad de que Nessie en realidad sea una anguila gigante, es, de hecho, la teoría que el Centro de Zoología Fortean, con sede en Woolfardisworthy, Devon, lleva años defendiendo. Y, a pesar de lanzar múltiples expediciones en su búsqueda, todavía no han dado con Nessie. “Creo que la mejor apuesta son las anguilas estériles gigantes. A veces se produce una mutación y la anguila es estéril. Estos permanecen en agua dulce y siguen creciendo”, explica a The Times Richard Freeman, director de zoología de dicho centro.

Este artículo fue publicado originalmente en Hipertextual.

Más en TekCrispy