Desde el proceso electoral del 2016, se ha discutido incansablemente sobre el efecto que las campañas de Facebook pudieron tener sobre el resultado de la votación. Esto ha originado como consecuencia que la compañía haya perdido mucha de la confianza del público.

Sumado a ello, en los últimos años también ha pasado por escándalos con respecto al uso de los datos de sus usuarios. En consecuencia, el nivel de seguridad que los usuarios sentían al utilizar la red social disminuyó aún más.

Ahora se encuentran tomando medidas para subsanar tanto las brechas de seguridad de la información y de proveniencia de las ads. Por ello, este mismo mes han confirmado que pretenden renovar sus políticas de seguridad y autenticación de los anuncios de propaganda política para las elecciones del 2020 en Estados Unidos.

Las nuevas medidas comenzarán en septiembre

Como ya lo hemos mencionado, la compañía pretende poner en marcha las nuevas políticas a partir de mediados del mes de septiembre. Es por ello que desde ahora se encuentra dando a conocer los requisitos que las nuevas autenticaciones solicitarán.

De este modo, los medios encargados de la propaganda política podrán conocer las condiciones que deberán cumplir para tener sus ads en Facebook. En caso de que esto no sea cumplido, el comunicado emitido por Facebook establece que entonces los anuncios quedarán congelados o deshabilitados.

Todos los anuncios pasarán por un proceso de autenticación

Para poder cumplir con las nuevas medidas de seguridad que se imponen, será necesario que las entidades pasen por un proceso de verificación. De este modo, podrá conocerse que quienes realizan la propaganda en realidad pertenecen oficialmente a un partido político y que están radicados en Estados Unidos.

Oficialmente, se desarrollarán dos procesos distintos, uno para los grandes partidos y otro para los más pequeños o para los postulantes independientes. En el primer caso, los interesados deberán ofrecer por lo menos uno de los siguientes requisitos:

  • Número de identificación de la organización registrada en el pago de impuestos.
  • Número de identificación de la Comisión Federal Electoral.
  • Dominio de una página web que corresponda con un correo de terminación .gov o .mil.

En caso de que estos sean comprobados, entonces la ad mostrará la frase Confirmed Organization (Organización confirmada). Por otra parte, si los participantes no pueden cumplir con estos requisitos por algún motivo, existe un segundo proceso de autenticación. En este caso, los recaudos a presentar son los siguientes:

  • Un número de teléfono verificable, un correo de negocios, una dirección postal física y un sitio web de negocios que concuerde con un email homónimo.
  • Ofrecer la identificación del administrador de la página web.
Facebook caza a las aplicaciones de Instagram que abusan de los datos de sus usuarios

En caso de que alguna de las dos últimas opciones sea la predilecta, entones solo se mostrará la frase About this Ad (Sobre este anuncio). Eso sí, en cualquiera de los dos casos, el usuario podrá hacer clic sobre estas frases y ser dirigido a una página que muestre todos los datos que fueron confirmados por Facebook.

La nueva función permitirá que los usuarios sepan quién paga por las ads

Por si lo anterior fuera poco, ahora Facebook también impondrá la obligación a los anunciantes de colocar en sus ads quién ha pagado por el anuncio. Gracias a ello, los usuarios podrán tener total conocimiento de quiénes les llevan la información a sus cuentas.

Asimismo, esta función ofrecerá mucha más transparencia en las propagandas realizadas. Incluso, podría ayudar a que situaciones anómalas sean notadas a la brevedad y los propios usuarios puedan notificarle a Facebook sobre las mismas para que tome cartas en el asunto.

Facebook también se une a la cruzada contra las Fake News

Con todo lo anterior, ya podríamos creer que esta red social ya ha hecho todo lo que está en sus manos para limitar la influencia que sus contenidos podrían llegar a tener en las elecciones estadounidenses del 2020. No obstante, no se han quedado solo allí.

De hecho, también han contratado a un equipo particular de periodistas para la nueva sección de la red, News Tab. Con ellos, pretenden contar con un grupo de investigación que permita depurar los contenidos que se comparten en la web y eliminar la proliferación de Fake News y cuentas falsas.

Para ponerle la cereza a este pastel, Facebook también tendrá el ojo puesto en ads que trabajen con campañas que inviten a las personas a abstenerse de votar. Con estas, al igual que con las Fake News, habrá cero tolerancia y serán removidas de la página.

Más en TekCrispy