Foto: Reuters

Un tribunal de apelaciones de EE.UU. ha impedido que Facebook deshaga un fallo que permite a millones de usuarios de su red social unirse en una demanda colectiva por recopilación y almacenamiento indebido de datos biométricos.

Los usuarios alegan que la compañía de Mark Zuckerberg utilizó su tecnología de reconocimiento facial para recopilar estos datos sin su consentimiento. En caso de que el reclamo sea procedente, Facebook tendría que pagar miles de millones de dólares en daños los demandantes.

El tribunal federal de apelaciones de la ciudad de San Francisco, California, fue el encargado de rechazar la solicitud de Facebook de bloquear el proceso judicial. La demanda colectiva se remonta a 2011, y fue auspiciada en nombre de los usuarios de la red social en Illinois, cuyas fotografías se etiquetaron y recopilaron en una base de datos administrada por Facebook.

Consecuencias para Facebook

Con la demanda, Facebook ahora se expondrá a grandes sanciones bajo la Ley de Privacidad de Información Biométrica de Illinois, promulgada en 2008. Esta norma establece multas de hasta US$ 5,000 cada vez que se utiliza una imagen de un usuario sin su permiso. El hecho de que la demanda represente a millones de usuarios de la compañía, es probable que la multa sea astronómica.

Congresistas de EE.UU. interrogarán a funcionarios del DHS sobre uso de reconocimiento facial

La solicitud de apelación de Facebook pospuso un juicio pautado para julio del año pasado, ante un juez que no se mostró complacido con los argumentos de Facebook para explicar sus prácticas antiprivacidad. Desde 2010, la red social cuenta con una función que permite a sus usuarios identificar a otros usuarios en sus fotografías a través de una herramienta automatizada que hace coincidir sus rostros con sus nombres de usuario.

En 2015, Facebook recibió una demanda por acumular secretamente una enorme base de datos biométricos de los usuarios con esta función. Los usuarios dijeron en ese momento que no autorizaron a Facebook para utilizar sus caras como método de identificación biométrico, mientras que la explicación de la compañía se limitó al hecho de que los usuarios pueden bloquear la función en cualquier momento.

Más en TekCrispy