Cortesía de: news.microsoft

El día de hoy, Microsoft ha presentado de forma pública los primeros borradores de tres acuerdos propuestos para que el intercambio de datos entre compañías sea más fácil y general.

Para Microsoft el compartir datos corresponde una responsabilidad muy grande y un riesgo a nivel de seguridad aún mayor, pues en la actualidad no se cuentan con acuerdos de licencia uniformes y estandarizados.

Tres acuerdos de licencia

Es por ello, que la compañía ha decidido comenzar una especie de debate, para diseñar con la ayuda de la comunidad, algunos acuerdos que hagan esta tarea más segura para todos.

De acuerdo con la fuente, cada uno de estos acuerdos que se presentan bajo la licencia Creative Commons han sido diseñados para el intercambio de datos entre compañías, y llegan con el objetivo de presentar una alternativa factible que llegará para “sustituir” las negociaciones entre empresas y gobierno a la hora de intercambiar datos.

¿Licencia de código abierto?

En este sentido, Erich Anderson, vicepresidente corporativo y consejero en jefe de propiedad intelectual de Microsoft, menciona que la compañía de Redmond ha está trabajando en crear una estructura parecida a la licencia de código abierto de Linux para unificar este tipo de acuerdos.

Estamos buscando hacer para los datos lo que el código abierto hizo para el código.

El primer acuerdo es el más abierto y menos restringido de todos. Este acuerdo llamado ‘Acuerdo de uso abierto de datos (O-UDA)‘ ha sido diseñado para ser implementado con “conjuntos de datos abiertos donde no se incluyan datos personales o datos que son propiedad de un proveedor de datos”.

Maneja Windows Update con facilidad de la interfaz de WAU Manager

Mientras que el ‘Acuerdo de uso informático de datos (C-UDA)‘ define el “uso del conjuntos de datos para entrenar un modelo de Inteligencia Artificial (IA) que contengan materiales de terceros”.

Es importante destacar que este acuerdo en particular permite manejar datos abiertos y algunos elementos copyright como fotos o fragmentos de texto, pero prohíbe volver a publicar los datos utilizados.

El último de ellos, el ‘Acuerdo de uso de datos para el desarrollo de modelos de AI abierto (DAU-OAI)‘ trabajará con datos asociados a la privacidad o datos prioritarios para el controlador de los datos.

Microsoft espera que este tipo de acuerdos contribuya de manera significativa en la Iniciativa de Datos Abiertos (ODI), un proyecto recientemente formado con Adobe y SAP que trata de unificar la gestión de experiencia del cliente.

Más en TekCrispy