Foto: AP

A pesar de los constantes esfuerzos de Twitter por combatir el discurso de odio, su plataforma sigue siendo un nido para el acoso, el abuso y la intolerancia en contra de todo tipo de grupos sociales. El día de hoy, la compañía ha anunciado una actualización de sus políticas contra el contenido de odio que “deshumaniza” a los usuarios por su religión.

A partir de ahora, Twitter eliminará los tweets que ofenden a los religiosos con palabras como “ratas”, “gusanos” o “virus”, un discurso deshumanizante que también es común en la red social para criticar a los grupos de odio y las organizaciones políticas. A través de una publicación en su blog, Twitter explicó que la medida se ha aplicado tras varios meses de discusiones internas sobre su viabilidad.

Eliminación de cuentas

Hasta ahora, la política de Twitter contra el odio prohibía la difusión de estereotipos ofensivos acerca de grupos religiosos como los musulmanes, quienes constantemente son categorizados como “terroristas” por algunos usuarios. Además, Twitter ya ha prohibido el uso de imágenes que incitan al odio, incluyendo aquellas donde se manipula una fotografía para incorporar elementos alegóricos a una comunidad religiosa especifica.

Francia podría obligar a Facebook a eliminar el discurso de odio en su plataforma

Para responder oportunamente a los reportes de los usuarios, Twitter afirmó que utilizaría sus herramientas de Inteligencia Artificial (IA) y automatizará el marcado de los tweets sospechosos, que posteriormente serán revisados por un moderador humano para validar si, en efecto, incumple las reglas de la red social. Al explicar la medida, Twitter afirmó:

Creamos nuestras reglas para mantener a las personas seguras en Twitter, y evolucionan continuamente para reflejar las realidades del mundo en el que operamos (…) Nuestro enfoque principal es abordar los riesgos de daños fuera de línea, y las investigaciones muestran que el lenguaje deshumanizante aumenta ese riesgo.

El anuncio se produce un par de semanas después de que la compañía anunció que comenzaría a etiquetar los tweets de líderes gubernamentales que violaban sus políticas, incluyendo los del mandatario Donald Trump, conocido crítico de Twitter por el supuesto sesgo contra los conservadores promovido por la red social.

Más en TekCrispy