En una entrevista a Entertainment Weekly, George R.R. Martin confirmó otros detalles acerca de lo que será la serie precuela de ‘Game of Thrones’, como por ejemplo que la familia Stark si formará parte de la línea de tiempo, al igual que los misteriosos Caminantes Blancos.

Actualmente, la precuela de GOT se está grabando en Irlanda del Norte, y, de acuerdo con lo que recientemente expuso Naomi Watts –una de las estrellas del reparto– esta nueva historia que se ambienta en 5.000 años antes de los eventos de la serie de HBO que culminó hace meses, “no decepcionará”.

Hasta el momento muy poco se conocía con respecto a la serie que también formará parte de HBO, pero ahora, Martin ha decidido soltar más prenda y aclarar algunas de las dudas y expectativas de la audiencia. Por ejemplo, para esta ocasión Westeros se divide en 100 reinos diferentes, no en los ya conocidos siete.

“Si vuelves más allá, entonces hay nueve reinos, y 12 reinos, y eventualmente regresas a donde hay cien reinos, pequeños reinos, y esa es la era de la que estamos hablando aquí”, afirmó el autor.

Por otro lado, dentro de los anuncios de Martin afortunadamente la noticia de que los direwolves y los Stark existían en esa época le agrega más emoción a la esperada precuela, sobre todo porque, aunque no estemos hablando ni de Arya, ni de John Snow o de Sansa, esta familia se convirtió en la favorita de muchas.

Tráiler de ‘His Darks Materials’ aterriza en el segundo día de la Cómic-Con

Asimismo, como confirma la presencia de la manada de lobos, certifica que no habrá leones en esta historia. Lo que, para quienes ya perdieron la memoria tras el fin de GOT, significa que los Lannisters no dirán presente en esta oportunidad. Sin embargo, Casterly Rock sí existirá y estará habitada por sus dueños originales: la familia Casterly.

Por los momentos, esta precuela no cuenta con título definitivo ni fecha de estreno pero, sin duda, la expectativa en torno a este proyecto no dejará de crecer, sobre todo porque el show está liderado por un trío de grandes estrellas como lo son Watts, Naomi Ackie y Denise Gough, y, esto plantea tremendo giro de acontecimientos interesante, ya que, para quienes no lo han notado aún, GOT fue más que todo testosterona y sangre.

Más en TekCrispy