La representación de la comunidad LGBT en el cine y la televisión está adquiriendo más fuerza. A pesar de que cada vez es más común visualizar en la gran pantalla personajes de esta comunidad, lo cierto es que solo el 12.8% de los personajes son gays o lesbianas.

Estas cifras son alarmantes. La búsqueda de la inclusión y la diversidad en las producciones es algo que los espectadores piden constantemente y los creadores de contenido intentan encontrar una solución a esta problemática.

Para desconocimiento de algunos, la realización de películas o series que poseen de trama central -o personaje protagónico- a la comunidad LGBT no es nada reciente, en 1931 aparece la primera película con personajes lésbicos protagónicos.

Se trata de Mädchen in Uniform, un film que relata la historia de una colegiala llamada Manuela que ingresa a un internado para señoritas. Por causas del destino es asignada a la clase de la profesora más querida del colegio. Un cruce de miradas desata un profundo amor entre la joven y su profesora. 

La critica a esta obra fue muy variada. A pesar de esto, el film fue bien recibido en países como Estados Unidos, México, Francia, Reino Unido y Japón.

30 años más tarde, en 1961, la aclamada actriz Audrey Hepburn protagonizó The Children’s Hour, una cinta que muestra la crítica de la sociedad hacia dos amigas catalogadas lesbianas y cómo esto afecta el amor de su amistad.

The Childrens Hour
“The Childrens Hour” recibió cinco nominaciones en los Premios Oscar: mejor actriz secundaria (Fay Bainter), mejor fotografía, mejor dirección artística, mejor diseño de vestuario y mejor sonido.

Otra cinta que causó impacto entre los amantes del séptimo arte fue Fire, de 1996. La película expone la insatisfacción sexual que dos mujeres de la India tienen con sus esposos y cómo nace en ellas una relación amorosa que ocasiona un choque cultural.

10 años más tarde llega The World Useen, una cinta que se desarrolla en South África en los años 50 y cuenta la historia de una mujer dueña de un café que se enamora de un ama de casa frustrada que encuentra refugio en su nueva amiga. La atracción que hay en ambas las lleva a unirse cada vez más.

Poco a poco las mujeres transformaron el cine y lograron contar historias únicas y reales que reflejan las diferentes facetas que tiene su género en la sociedad.

Presencia en la tv

La presentación de parejas femeninas es, quizás, la más aceptada o la menos polémica ante los ojos de la audiencia. Esto no disminuye los clichés que se ponen en escena. A lo largo de los años, se ha hecho una representación errónea de las parejas del mismo sexo en la televisión.

Por lo general se muestra a una mujer femenina y delicada, representando estos rasgos característicos del género, junto a una mujer masculina, musculosa y con aspecto varonil simulando ser “el hombre de la relación”.

La popular serie de policías La Ley y el Orden: UVE, hace referencia a esto. En el episodio P.C de la temporada 11, aparece la actriz y activista de los derechos de la comunidad LGBT, Kathy Griffin, interpretando a una lesbiana que la lucha por los derechos de las mujeres en la ciudad de Nueva York. Durante el episodio Griffin se le insinúa a Olivia Benson, ya que ella representa el estereotipo de mujer fuerte y poca femenina.La Ley y el Orden

Mujeres LGBT tienen un mayor riesgo de consumo de sustancias en la adolescencia temprana

El esquema se repite en la serie juvenil Pretty Little Liars. Emily, una de las chicas acosadas por A, siente atracción sexual por una de sus amigas, Alison. En cada temporada Emily, la despreocupada deportista, se involucra sentimentalmente con chicas femeninas o más masculinas que ella creando el balance en la relación.

En el 2013 llega la controversial serie de Netflix Orange is the New Black. Por primera vez en la historia una serie tenía un elenco completamente, o en su gran mayoría, femenino en los roles protagónicos. Además, la serie mostró y exploró algo nunca antes visto: le dio visibilidad a lesbianas, heterosexuales, transexuales, bisexuales y mujeres de diferentes etnias en una sola pantalla.orange-is-the-new-black

Ese mismo año se lanza la serie The Fosters, que relata la historia de una pareja de lesbiana que cría a varios hijos siendo algunos biológicos y otros adoptados. La serie supo manejar un tema que hasta la fecha causa mucha controversia en diferentes culturas: la adopción o crianza de niños por parte de una pareja homosexual.

Por otro lado, la industria del cine y la televisión también se ha encargado de mostrar las relaciones entre mujeres como algo sexual y excitante para el hombre. Un ejemplo claro es el vídeo Crazy de la banda de rock Aerosmith. En una de las escenas del vídeo las dos amigas se toman fotos provocadoras en una maquina fotos de un loca  sirviendo de pago al chico de la tienda.

Hispanoamérica con una nueva visión

En Latinoamérica los personajes lésbicos tienen poca presencia en la pantalla. A lo largo de la historia, directores y escritores han incorporado personajes de la comunidad LGBT. En 1987, el director español Pedro Almodóvar lanza La ley del deseo.

Este filme protagonizado por Eusebio Poncela, Antonio Banderas y Carmen Maura, cuenta la historia de un director homosexual que conoce a un joven en el estreno de una de sus películas. Un cruce de miradas despierta en el joven un profundo amor que no puede ser correspondido. La historia se cuenta a través de la visión de la hermana del director, una transexual que lucha contra sus propios problemas.La Ley Del Deseo

Durante el año 2018 las series de televisión presentaron un giro de 180º. En mayo sale al aire la serie Vida, la historia de dos hermanas muy diferentes que descubren el secreto de su madre luego de que esta falleciera. La serie se centra en un drama LGBT con una visión queer femenina de las situaciones.

Meses más tarde, octubre de ese mismo año sale la novela Amar a Muerte. Una obra escrita por el guionista venezolano Leonardo Padrón, que introduce por primera vez en la cultura mexicana una pareja de chicas adolescentes que por medio de su amistad descubren el amor y muestran la realidad de una pareja del mismo sexo.

Luego de este precedente, la televisión se transformó en un espacio donde cualquier historia puede ser contada y es ahí donde la realidad juega un papel importante a la hora de construir los personajes.

Más en TekCrispy