Annabelle “Belle” Gibson, es una australiana defensora de la medicina alternativa que se hizo famosa en el 2017 por haber fingido que tenía cáncer, y usar su supuesta enfermedad para estafar a sus seguidores. Y para más enojo de sus víctimas, el último reporte de las autoridades que investigan el caso encontró que Belle gastó las ganancias en criptomonedas y apuestas deportivas.

Los investigadores están examinando las cuentas de Gibson después de que ella no pagara una multa de AUD $ 410,000 ($ 285,000), que le fue entregada en septiembre de 2017 por engañar a sus seguidores.

La corte informó de “aspectos curiosos” de las cuentas bancarias, incluidas las transacciones con criptomonedas y bonos, así como una cuenta de apuestas deportivas. “[Los documentos] revelan una gran cantidad de transacciones en la naturaleza de los gastos discrecionales“, dijo la abogada Elle Nikou Madalin.

Gibson afirmó tener un cáncer terminal que, según ella, estaba administrando y, en algunos casos, curaba mediante terapias alternativas y una dieta controlada. Ella había estado utilizando estas afirmaciones ilegítimas para llamar la atención de los medios y promover su libro de cocina y su app.

Joven holandés estafó € 100 millonesa través de empresa de minería falsa

En abril de 2015, las investigaciones revelaron que nunca tuvo cáncer; sus seguidores habían sido construidos sobre una red de mentiras, engaños y fraudes. Ella acumuló más de AUD $ 440,000 ($ 306,000) a través de las ventas de su libro, que prometió dar a varias organizaciones benéficas y a un niño con cáncer terminal. Sin embargo, se reveló que ella solo donó AUD $ 10,000 ($ 7,000) a la caridad.

Así pues, con el colapso del apoyo de sus seguidores en las redes sociales, Gibson admitió en una entrevista de abril de 2015 que sus afirmaciones respecto al cáncer eran inventadas, afirmando que “nada de eso es cierto“. Las acciones de Gibson fueron descritas como “particularmente depredadoras”, y de “engaño a gran escala, para beneficio personal“.

Más en TekCrispy