El Día de las Madres es una celebración mundial que no puede faltar. Esa ocasión de conmemorar a nuestras madres se convirtió en uno de los días más comerciales en todo el mundo, pues sabemos que el ser que nos dio la vida realmente se merece una jornada completa en su honor.

Sin embargo, existe una historia muy interesante acerca de esto, y es que la oficialización de este día inició durante el siglo XX en Estados Unidos, cuando Anna Jarvis comenzó una campaña solicitando homenajear a las madres en su día.

Todo comenzó en el año 1905, tres años después de que la madre de Jarvis falleciera. Ella le había organizado un homenaje a pesar de que no era un día festivo oficial, y todo se lo atribuyó a un deseo que su progenitora le había confesado en vida: ella quería que se conmemorara el día de las madres para celebrar el servicio incomparable que ellas prestan a la humanidad en todas las áreas de la vida.

Así, Jarvis se convirtió en una activista por la causa. Todos los años le escribía a personas importantes, congresistas y gobernadores para que consideraran su solicitud, hasta que en el año 1911 todos los estados de la Unión al fin reconocieron este día festivo. Para el 1914 ya era oficial que el Día de la Madre se celebraría el segundo domingo de mayo de cada año.

'The Hustle' estrena un tráiler parodiando a 'Avengers: Endgame'

El día más comercial

Sin embargo, la felicidad por haber logrado esta hazaña no le duró mucho a Jarvis, pues esta conmemoración se convirtió en uno de los días más comerciales en el mundo, lo cual no le agradó en absoluto. Según Katharine Lane Antolini, autora de ‘La conmemoración de la maternidad: Anna Jarvis y la lucha por el control del Día de la Madre’, esta activista consideraba que la celebración “era su ‘propiedad intelectual y legal’, y no parte del dominio público”.

Jarvis criticaba el rumbo comercial que se le dio a esta celebración, tildando a los vendedores de “vándalos comerciantes”, e incluso organizó protestas frente a floristerías amenazando con demandarlas por aumentar sus precios. Incluso despotricó contra las industrias de tarjetas de textos porque consideraba que la manera correcta de demostrar el aprecio a las madres debería ser a través de cartas escritas a mano.

Durante el resto de su vida, Jarvis luchó contra la celebración que tanto le había costado crear, al punto que poco antes de su muerte en 1948, ella confesó que se arrepentía de haber creado el Día de las Madres.

Referencias:

Cómo nació el Día de la Madre y por qué su creadora luego dedicó su vida a boicotearlo: https://www.bbc.com/mundo/noticias-48227707

 

Más en TekCrispy