Foto: Time

El pasado mes de marzo, un hombre armado ingresó a dos mezquitas en Christchurch, Nueva Zelanda, abriendo fuego y asesinando a decenas de personas. El informe policía reveló luego que el terrorista fue arrestado casi 40 minutos después de que las autoridades recibieron la llamada de emergencia.

Aunque es imposible predecir cuándo un evento como este volverá a ocurrir, una compañía tecnológica llamada Athena Security considera que sus cámaras de seguridad tienen la capacidad de prevenir estos incidentes. De hecho, la firma quiere incorporar Inteligencia Artificial (IA) a estas cámaras e instalarlas en las mezquitas de todo el mundo.

Athena Security ha unido fuerzas con la firma árabe Al-Ameri International Trading y han presentado Keep Mosques Safe, una iniciativa que tiene como objetivo llevar cámaras de seguridad inteligentes a cada mezquita del mundo para prevenir ataques terroristas. El proyecto estará financiado por varios grupos islámicos, y llevará su sistema de detección de ataques a la mezquita de Al-Noor, uno de los dos centros religiosos que sufrieron el tiroteo de Christchurch.

A través de un comunicado de prensa, Lisa Falzone, CEO de Athena Security, aseguró que ninguna comunidad debería sufrir ataques como el de Christchurch, por lo que Keep Mosques Safe representa una iniciativa importante para que las mezquitas tengan mejores herramientas de protección contra eventos desagradables en el futuro.

Con respecto al sistema de seguridad, la compañía anunció que tiene la capacidad de detectar al tirador antes de que dispare y luego enviar un mensaje a la policía para que respondan de inmediato. Athena afirma que los sistemas de seguridad actuales carecen de “prevención” y requieren la presencia constante de personal humano. En este sentido, su tecnología promete detectar el arma y avisar a la policía, aunque no especifica exactamente en qué consiste el aspecto preventivo.

Teniendo en cuenta que, en la actualidad no existen soluciones de seguridad que evidencien éxito en la prevención de ataques terroristas a comunidades religiosas, tecnologías como la de Athena generan cierto escepticismo, al menos hasta que la compañía realice una demostración exitosa de prevención.