Una nueva patente presentada por Apple sugiere que la compañía podría traer de vuelta el Touch ID en el próximo iPhone, aunque esta vez podría llegar integrado en la pantalla.

Una patente publicada en la Oficina de Marcas y Patentes de Estados Unidos (USPTO), bajo el código número 10,275,638, revela un dispositivo con un sensor de huellas integrado en pantalla.

Probablemente muchos pensarán que varios fabricantes están implementando esta tecnología, sin embargo, el documento sugiere que Apple planea utilizar un sistema de autenticación diferente al que conocemos incluso en el Touch ID.

Fuente:USPTO

La patente describe un sistema de imagen acústica que funciona a través de un sensor biométrico y una superficie de entrada de un dispositivo electrónico, que podría ser una tablet o un smartphone.

Un dispositivo electrónico puede incluir un sensor biométrico, como un sensor de huellas dactilares, para verificar la identidad de un usuario.

De acuerdo con el documento, el sistema trabaja con señales eléctricas que pueden convertirse en energía mecánica y viceversa.

El sistema de imágenes acústicas también incluye un controlador y un resolvedor de imágenes. El controlador está adaptado para aplicar una señal eléctrica a uno o más de los transductores acústicos que, en respuesta, generan una o más ondas o impulsos mecánicos en la superficie de la imagen.

La técnica descrita consiste en escanear la superficie de un objeto que hace contacto con la pantalla del teléfono, luego realiza el mapeo de los bordes de la huella dactilar del usuario creando una imagen en alta resolución, donde se podría diferenciar una huella de una cicatriz, por ejemplo.

Esto no solo permitirá identificar al usuario para desbloquear el teléfono, sino también cuando realice llamadas, envíe mensajes o interactúe con el táctil del terminal.

El documento señala que esta técnica de escaneo es un “poco más precisa y segura que la información óptica”.

Fuente: USPTO

Cabe destacar que el documento no hace alusión al aprovechamiento de la pantalla completa del iPhone o la eliminación de la muesca del terminal para sustituir el sistema de FaceID por este sensor integrado en pantalla, aunque muestra una tecnología que parece ser más precisa que antiguos sensores presentados por Apple. Sin embargo, tampoco se especifica si estará presente en los próximos iPhone.

La fuente señala que esta patente se presentó en el tercer trimestre de 2016. Pero fue esta semana cuando se publicó en la Oficina de Marcas y Patentes de EE. UU.

Escribir un comentario