Empresas Criptomonedas Filipinas Estafa

Un informe publicado por la Comisión de Competencia y Consumidores de Australia reveló que durante el 2018 hubo un aumento de 190 por ciento de las estafas de criptomonedas en el país, lo cual generó pérdidas de $ 6.1 millones australianos, equivalentes a US$ 4.3 millones.

El precio del Bitcoin se incrementó considerablemente a finales del 2017, alcanzando los US$ 20,000, lo cual estimuló el interés de los inversores por las criptomonedas. Sin embargo, la emoción pudo haberlos guiado a invertir en estafas.

Según la publicación, durante el 2018 se recibieron 674 informes de estafas de criptomonedas, y en su mayoría quienes habían perdido dinero eran hombres con edades comprendidas entre 25 y 34 años.

Además, 80 por ciento de los casos involucraba comunicación en línea entre estafadores y víctimas, bien por redes sociales, foros en línea o correo electrónico.

Las víctimas comentaban que los estafadores en línea los habían engañado para que invirtieran en dichos activos por medio de una plataforma web, pero cuando intentaban retirar el dinero, ya no pudieron ponerse en contacto con ellos, o bien presentaron excusas.

De igual forma, hubo casos en los que los estafadores solicitaban el pago de divisas, productos básicos y otras oportunidades de inversión en criptomonedas. Esta fue la categoría de estafa que más pérdidas generó con $ 2.6 millones australianos, equivalentes a US$ 1.8 millones.

Scamwatch recibió informes de estafas relacionadas con cajeros automáticos de Bitcoin, en las que los estafadores instaban a sus víctimas a acudir al cajero más cercano para convertir su dinero en Bitcoin y transferirselo. Uno de estos se presentó como una prueba por un trabajo bien pagado, que resultó en un esquema de lavado de dinero y la víctima terminó con sus cuentas bancarias bloqueadas.

“Estoy cooperando con el banco y espero que se desbloqueen mis cuentas y se borre mi nombre. Ahora tengo claro que esto era solo un plan de lavado de dinero y me enamoré de él ”.

A raíz de ello, la Comisión de Competencia y Consumidores de Australia insta a los consumidores a desconfiar de los métodos de pago inusuales, como las criptomonedas, tarjetas de regalo de iTunes y los servicios de remesas. Además, recomienda ser más precavidos en caso de que la oferta provenga de una agencia gubernamental.