Foto: Reuters

Hace 10 días, Apple y Qualcomm pusieron fin a todos sus conflictos legales sobre violación de patentes, en un sorpresivo movimiento que generó la reacción inmediata de Intel, que afirmó que dejaría de fabricar hardware 5G para smartphones.

Anteriormente, hubo mucha especulación en torno a la razón del retiro de Intel del negocio móvil 5G, incluyendo su incapacidad de fabricar módems 5G a tiempo para el iPhone de 2020. Sin embargo, el CEO de la compañía, Bob Swan, ha revelado hoy el verdadero motivo del retiro.

En una entrevista con The Wall Street Journal, Swan reveló que simplemente “no había dinero” en este mercado tras la resolución de la disputa legal entre Apple y Qualcomm. En este sentido, el ejecutivo aseguró:

A la luz del anuncio de Apple y Qualcomm, evaluamos los prospectos para que ganáramos dinero mientras distribuíamos esta tecnología para smartphones y llegamos a la conclusión de que simplemente no vimos un camino.

Luego del acuerdo entre los de Cupertino y Qualcomm, un informe de Bloomberg afirmó que fue Apple quien tomó la decisión de abandonar los módems de Intel porque no tenían la capacidad de brindar la tecnología 5G a los iPhones en poco tiempo.  Por ello, Apple no tuvo otra opción que resolver su truncada relación con Qualcomm para asegurar el futuro de sus smartphones.

Por el momento, Intel no ha abandonado completamente el negocio del 5G, ya que actualmente está desarrollando productos para esta infraestructura, incluyendo módems para dispositivos “no móviles”. Por lo visto, Intel aún está decidiendo cuáles serán sus próximos movimientos estratégicos en este mercado, y no se considera que lo deseche tan fácilmente luego de haber invertido tanto dinero y tiempo en él.

Desarrollar iPhone no es algo que lleve poco tiempo, por lo que Apple aún tiene que decidir quién será su proveedor de módems 5G para los iPhone del próximo año. Por ello, se espera que Intel continúe suministrando chips LTE para los smartphones de Apple que llegarán este año.