Foto: Reuters

El último año no ha sido el mejor para el negocio de smartphones de LG, pero, aun así, el fabricante continúa desplegando esfuerzos para obtener rentabilidad. Sin embargo, es improbable que las ventas de móviles de la compañía crezcan de forma repentina, por lo que una reducción de costos no suena nada mal para LG.

Un nuevo informe de Reuters ha revelado que LG ha dado la orden de suspender la producción de smartphones en Corea del Sur, su país de origen. Al parecer, el fabricante tiene planes de trasladar las labores de producción de su sede surcoreana a una fábrica en Vietnam para dar un giro a la pérdida de dinero que está experimentando su negocio de móviles.

Actualmente, el objetivo de LG con la producción de móviles en Corea del Sur está dirigido a crear dispositivos insignia, sin embargo, esta labor representa entre el 10 y el 20 por ciento total de smartphones de la compañía. No queda claro si los móviles de gama baja y gama media también se producían en esta planta, pero LG aún mantiene parte de su producción en La India, Vietnam, China y Brasil.

Con respecto al fracaso de LG para obtener ganancias de su negocio de móviles durante los últimos meses, parece poco probable que la compañía recurra a un aumento de precios para equilibrar los costos. De hecho, esta idea se hace más débil cuando vemos que los principales competidores de LG han lanzado smartphones de gran calidad a precios relativamente económicos.

Evidentemente, esta noticia no quiere decir que la división móvil de la compañía surcoreana ha muerto, sin embargo, puede ser el principio del final. A pesar del amplio público que tiene en Corea del Sur esta compañía con sus smartphones, la incapacidad de mantener la planta de smartphones en ese país podría generar consecuencias negativas para la compañía. Esto cambiaría con una nueva línea de smartphones que verdaderamente rompan esquemas en el mercado, pero de momento, nada es seguro.