Snapchat sigue trabajando para resurgir luego de dos años después de que Facebook copio de manera deliberada su función de Stories para aplicarlo en literalmente todo: Instagram y Whatsapp. La compañía de Evan Spiegel cuenta con un nuevo plan para tratar de conquistar al mundo.

Aprovechando que Tinder dejó de lado lo que fue su función Moments –propuesta para compartir contenido efímero– en el 2015, Snapchat logra posicionar a los Snapchat Stories dentro de la plataforma para permitirles a los potenciales candidatos al amor historias no perdurables en el tiempo.

A través de Snap Kit los usuarios de la aplicación creada para conocer a potenciales parejas podrán compartir Stories gracias a la nueva opción “My Tinder Story”. Sin embargo, la “alianza” requiere que el individuo cuente con una cuenta en Snapchat para compartir, ya que desde Tinder solo podrán ver los Snaps publicados.

Stories que van más allá

Tal como lo ha demostrado, Snapchat tiene el ojo puesto en la expansión de sus Stories, por la misma razón han creado una nueva API llamada App Stories –“plataforma” de desarrollo de Snapchat para lograr la expansión– que permitirá a los distintos fabricantes de aplicaciones con objetivos diferentes incluir la función de Snapchat Stories dentro de las mismas.

Siguiendo estas líneas, Tinder se convierte en la primera aplicación externa en obtener la función para, quizás, mejorar el campo de las citas en línea. Sin embargo, no es la única. Houseparty y Adventure Aide esperan hacer uso de los Stories para mejorar las conexiones entre su comunidad.

Según lo que parece, los ejecutivos de Snapchat le apuntan a la App Stories para que de alguna manera sirva como catalizador de nuevos usuarios. Es decir, quizás si lo disfrutan en Tinder, por ejemplo, esa experiencia los lleve a utilizar Snapchat de manera más constante.

Los Bitmojis dominarán “el mundo”

Otra manera de captar nuevos usuarios para la comunidad de Snapchat es a través de los Bitmojis –avatars personalizados– y no es para nada cuestionable que la compañía los “explote” al punto de llegar hasta donde nadie ha llegado.

Por un lado, Bitmoji llegará Venmo –servicio de pago propiedad de PayPal– y será lanzado como parte de las características de los relojes inteligentes FitBit, lo que marcaría un antes y un después, posiblemente, ya que esta sería la primera ver que los agraciados avatars se ofrecen por fuera de un teléfono inteligente.

Snapchat parece estar aprendiendo de sus “errores” y estar dedicándose a no dejar caer el balón mientras recupera terreno en la cancha que le usurpó Facebook hace dos años.