Ford ha ofrecido nuevos detalles sobre la autonomía su próximo coche deportivo eléctrico inspirado en el Mustang, del cual ofreció información en el Auto Show de Detroit el año pasado y que ha creado bajo el nombre ‘Mach 1’.

Durante la presentación de los nuevos Explorer híbridos, el fabricante estadounidense afirmó que el nuevo deportivo eléctrico, que llegará en el año 2020, recorrerá hasta 595 kilómetros con una sola carga. En este sentido, Ford emitió un comunicado donde aseguró:

El SUV de rendimiento totalmente eléctrico inspirado en el Mustang de Ford llegará en 2020, con un rango de manejo completamente eléctrico de casi 600 km (más de 370 millas), calculado a través del Procedimiento de Prueba de Vehículos Ligeros Armonizados Mundialmente (WLTP), e incluirá capacidades de carga rápida.

Además de la autonomía y la capacidad de carga rápida, Ford no reveló más detalles sobre el vehículo, sin embargo, la compañía dijo que aspectos como la eficiencia del combustible y las emisiones homologadas oficialmente serían publicados cerca de la fecha de venta. Ford dijo además que su nuevo coche eléctrico inspirado en el Mustang tendrá todos los elementos necesarios para competir con el Tesla Model S.

Tesla podría estar creando su propia tecnología de producción de celdas de baterías

Desde 2017, algunos ejecutivos de Ford han declarado que lo más importante para la compañía al momento de lanzar un coche eléctrico es ofrecer una autonomía superior a sus competidores. Con el anuncio de los casi 600 kilómetros de autonomía parece que la compañía logrará este objetivo.

Sin embargo, los cálculos del estándar WLTP han demostrado ser mucho menos realistas que los de la Agencia de Protección Ambiental de EE.UU., desde que la herramienta se implementó por primera vez el año pasado. Por ejemplo, el Jaguar I-Pace obtuvo una calificación de 470 kilómetros con el estándar WLTP, sin embargo, la agencia solo dio un rango de 386 kilómetros.

En todo caso, sabemos que Ford está preparado para hacer realidad su sueño eléctrico, y la prueba más fehaciente de ello fue su reciente inversión de US$ 850 millones para una planta en Michigan, EE.UU.

Más en TekCrispy