El gigante tecnológico Intel anunció hoy la segunda generación de sus procesadores escalables Xeon en un evento realizado en la ciudad de San Francisco, California.

Según Intel, el Xeon Platinum 9200 es el chip insignia de su nueva línea de hardware, e incluye hasta 112 núcleos en un sistema de dos procesadores para el mercado informático de procesamiento de datos. El rendimiento de este procesador es hasta 1,33 veces más alto en cargas de trabajo si se compara con la primera generación Xeon.

Con motivo del anuncio, Navin Shenoy, vicepresidente ejecutivo de Intel y director del grupo de centros de datos de la compañía, aseguró que este nuevo procesador es una ‘bestia’, y que lidera la cartera de chips centrados en el procesamiento de datos que fueron lanzados hoy. En este sentido, Shenoy dijo:

Este es un gran día para nosotros (…) Es el primer lanzamiento verdaderamente centrado en los datos de nuestra historia.

La finalidad de esta nueva línea de chips es que el procesamiento no se dirija exclusivamente a la CPU, sino también a otros productos de Intel como la puerta programable y el espacio de memoria. El ejecutivo agregó que la mitad de los datos que se producen a nivel mundial fueron creados en los últimos 2 años, y apenas un 2 por ciento de ellos ha sido analizado.

Asimismo, la compañía reveló que ha registrado un incremento del 50 por ciento en la demanda de productos de procesamiento informático durante los últimos 5 años, y predijo que ocurrirá lo mismo en los próximos cinco años.

Pantalla inteligente Nest Hub Max de Google se lanzará el próximo 9 de septiembre

Por su parte, el procesador de segunda generación Xeon también incorpora soporte para la memoria persistente Optane DC de la compañía, lo que quiere decir que tendrá mayor capacidad de transferencia de datos a la memoria y, por ende, los usuarios tendrán una visión mucho más rápida de sus datos.

La memoria Optane DC también cuenta con 36 Terabytes de capacidad cuando se combina con una memoria DRAM en un sistema de ocho núcleos, lo que a su vez genera un aumento de hasta el triple de la capacidad de la memoria de un sistema en comparación con la generación anterior de procesadores Xeon.

Intel reveló además que la tecnología de aprendizaje profundo Intel DL Boost, incorporada en el chip Intel Xeon Platinum 8200, tiene el potencial para elevar el rendimiento en el procesamiento de datos para la Inteligencia Artificial (IA) hasta 14 veces. En el evento de lanzamiento de hoy, la compañía aprovechó para agradecer a sus socios y clientes que contribuyeron con el desarrollo de esta línea, así como las nuevas herramientas basadas en la tecnología del fabricante que están por llegar.

Más en TekCrispy