El Joker

Algunos usuarios de la casa de cambios, con sede en Singapur, Huobi Global, no pudieron aprovechar la más reciente subida de precios de las principales criptomonedas, debido que el exchange sufrió varias interrupciones del servicio.

Este 2 de abril se produjo uno de los rallyes más impresionantes de los últimos meses. Desde año pasado, el precio del Bitcoin estuvo rondando los 3,800 $, luego de caer de los 6,000 $ que mantuvo a mitad del 2018. Sin embargo, el día de hoy se disparó en casi un 15% para alcanzar el nivel de $ 5,000, antes de someterse a una corrección. Esta subida impulsó al mercado colectivo de monedas a una capitalización de mercado de $ 162 mil millones, en el momento de la publicación.

Sin embargo, los usuarios del exchange no pudieron aprovechar la oportunidad. Muchos se quejaron de que no pudieron ejecutar sus órdenes de venta o compra durante el rally. Tras el contratiempo del servicio, muchos clientes de Huobi Global expresaron su desaprobación a través de los chats de Telegram.

Un usuario de Telegram llamado Finn se quejó de que no pudo cancelar sus pedidos en Huobi Global. Muchos otros usuarios siguieron su ejemplo e informaron el mismo problema. Un usuario llamado J Leon Y comentó que Huobi estaba “teniendo un problema”, ya que sus pedidos no se habían cancelado ni completado. Otro usuario, William Lim TH, alegó que perdió el mercado debido a que sus órdenes de compra no se estaban ejecutando, a pesar de que la moneda se negociaba por debajo de su orden de límite de compra.

Al momento de la publicación, Huobi Global no había reconocido ni hecho comentarios sobre la acusación de interrupción del servicio.

Pero cabe destacar que Huobi Global no fue el único exchange cuyos servicios se vieron afectados por el repentino aumento de la actividad. De hecho, Binance, la mayor casa de cambio de criptomonedas del mundo, también sufrió una interrupción del servicio luego de que su interfaz de usuario se bloqueó luego del repentino aumento en la actividad de los usuarios. No obstante, CZ, el CEO de Binance, reconoció la falla e informó a sus seguidores de Twitter.