Apple decide ponerle fin a su proyecto de carga inalámbrica para los dispositivos inteligentes de la compañía, AirPower, tras dos años de su anuncio y un año de su presunto lanzamiento. Dan Riccio –vicepresidente senior de hardware de la compañía– confirmó la noticia mediante un comunicado oficial.

Siguiendo lo expuesto en el documento por parte de Apple, Riccio confirma que, si bien se trabajó arduamente en el proyecto, los resultados no alcanzaron las expectativas de la compañía por lo que fue cancelado.

La compañía extendió sus disculpas a los usuarios que esperaban que el lanzamiento se llevara a cabo, sin embargo, aseguraron que reconocen la importancia de la tecnología inalámbrica, por lo que se encuentran enfocados en impulsar ese estilo de experiencia. “Seguimos creyendo que el futuro es inalámbrico”, aseguró.

No todo está perdido

Si bien AirPower ha sido cancelado, según indica TechCrunch (TC), por lo que parecieran ser complicaciones relacionas con la ingeniería detrás del proyecto y con las leyes de la física, las intenciones de Apple de lanzar al mercado una propuesta de carga inalámbrica que no solo sea funcional, sino segura, sigue en pie.

Siguiendo lo que comenta TC, la cancelación del proyecto de AirPower llegó de forma tan repentina que hasta en los nuevos AirPods se mostraban menciones de la futura posibilidad de carga. Por lo que podremos presumir que esta decisión de llevar el proyecto a su cierre era necesaria, porque Apple no suele retractarse en cuanto a lo que ofrecerá al público se refiere.

Sin embargo, también resonó por las paredes de Los Ángeles la posible llega de un iPhone de nueva generación que ofreciera la carga inalámbrica a otros dispositivos como por ejemplo el Apple Watch. Lo que podría indicar que los deseos del gigante pueden estar por hacerse realidad, solo hace falta ajustar unos detalles de hardware y capacidad del equipo para ofrecer un producto más realista y acertado.