Judge

Richard P. Donoghue, fiscal del distrito de Nueva York, reveló una acusación de 9 cargos en contra de Patrick McDonnell hoy, de acuerdo con una nota de prensa publicada por el Departamento de Justicia (DoJ).

Tras su arresto, McDonnell, propietario y operador de la firma de inversiones CabbageTech, fue acusado con nueve cargos de fraude vinculados con el presunto plan para defraudar a los inversionistas de criptomonedas. Sobre esto, el fiscal declaró en la nota de prensa:

“Según la acusación, el demandado defraudó a sus inversionistas al realizar falsas promesas y enviarles balances fraudulentos, escondiendo el hecho de que estaba robándoles dinero para su uso personal”.

De acuerdo con el anuncio, McDonell engañó a sus inversionistas entre noviembre de 2014 y enero de 2018, haciéndose pasar por un experto trader de criptomonedas y prometiendo ofrecer consejos de trading, además de comprar e intercambiar cripto activos en su nombre.

Según el DoJ, ni McDonnell ni CabbageTech ofrecían servicios de inversión, y simplemente utilizaban los fondos de sus inversionistas para sus propios fines, además de enviar balances falsos a los mismos.

Una vez los clientes solicitaban retirar sus fondos, McDonnell ofrecía excusas para justificar por qué no podía pagarles en el momento. Asimismo, aseveran que también operaba bajo el pseudónimo de “Jason Flack”.

Presuntamente McDonell defraudó a sus inversionistas por US$ 194,000, 4.41 Bitcoin (US$ 17,551), 206 Litecoin (US$ 12,215), 620 Ethereum Classic (US$ 2,914) y 1,342,634 Verge (US$ 9,035). Ahora, podría enfrentarse hasta a 20 años de prisión si es encontrado culpable.

En la nota de prensa, Donoghue señaló la participación de la Commodity Futures Trading Commission (CFTC) en la investigación. En agosto del año pasado, la CFTC ganó una moción para vetar permanentemente a McDonnell.

Durante el juicio, el juez concluyó que McDonnell estaba defraudando deliberadamente a sus inversionistas y le ordenó devolver los fondos, además de cancelar más dinero en multas.