El dióxido de carbono (CO2) en la atmósfera es uno de los principales impulsores de los cambios en el clima de la Tierra, como sabemos muy bien los altos niveles del gas están calentando nuestro mundo. Pero también funciona a la inversa: en el pasado, muy poco CO2 se ha asociado con el desencadenamiento de las eras de hielo.

Ahora, un estudio realizado por un equipo de científicos del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) y la Universidad de California en Santa Bárbara y Berkeley, ha encontrado un sorprendente nuevo mecanismo que podría llevar a una caída del CO2 atmosférico, y como consecuencia, a las edades del hielo: la actividad tectónica tropical.

Fósiles de animales de la Edad de Hielo encontrados en una cueva submarina en México

Atrapando dióxido de carbono

Aunque las edades de hielo están claramente marcadas en el registro geológico, todavía no se cuenta con un entendimiento pleno sobre las causas que impulsaron cambios tan drásticos en el clima.

En la actualidad, las islas de indonesia son una importante zona de sutura tropical.

Algunos eventos de enfriamiento pueden ser el resultado de corrientes oceánicas interrumpidas o incluso colisiones de cometas, pero el consenso general es que la reducción de CO2 en la atmósfera es la forma más confiable de hacer que el planeta se cubra hielo.

Cuando un plato oceánico y un plato continental se estrellan entre sí, pueden doblarse hacia arriba y eventualmente crear cadenas montañosas como el Himalaya.

Las zonas de falla que resultan de estas colisiones se conocen como “suturas”, y el equipo encontró que grandes suturas aparecieron cerca del ecuador justo antes de cada una de las últimas tres eras de hielo. Los investigadores sugieren que eso no es una coincidencia.

El equipo explica que cuando los continentes chocan, las rocas oceánicas conocidas como ofiolitas son empujadas hacia la superficie. Estas rocas recién expuestas pueden reaccionar con el CO2 en el aire y atraparlo efectivamente.

De acuerdo a la investigación, dada una sutura lo suficientemente grande y las condiciones ambientales adecuadas, este nuevo sumidero de carbono podría extraer suficiente CO2 de la atmósfera como para provocar un evento de enfriamiento global.

Para el estudio, los investigadores identificaron las principales zonas de sutura en el planeta, y luego realizaron simulaciones por computadora de placas tectónicas para determinar aproximadamente cuándo y dónde se formaron.

“Inmediatamente” después

Durante el periodo de tiempo estudiado, el equipo encontró tres momentos en que se formaron grandes suturas en los trópicos, y en cada caso, se produjo un evento de enfriamiento global (edad de hielo) unos millones de años más tarde, que en escala de tiempo geológico, es casi inmediatamente.

Modelos de mayor actividad tectónica (líneas naranjas) en los últimos 540 millones de años.

Estas edades de hielo comenzaron hace unos 455 millones de años en el periodo Ordovícico tardío, 335 millones de años en el Permo-Carbonífero, y hace 35 millones de años en el Cenozoico.

El equipo también observó que cuando estas zonas de sutura se formaban fuera de las regiones tropicales, no se produjeron eventos de glaciación posteriores.

¿Por qué esta montaña ha arrojado llamas constantemente durante 2,000 años?

En la actualidad, hay una importante zona de sutura aún en los trópicos: las islas de Indonesia.

El equipo dice que este es uno de los sumideros de carbono más activos en el mundo en este momento, pero desafortunadamente, el proceso es demasiado lento como para ayudar a compensar nuestras crecientes emisiones de CO2 a la atmósfera.

Referencia: Arc-continent collisions in the tropics set Earth’s climate state. Science, 2019. https://doi.org/10.1126/science.aav5300

Más en TekCrispy