Star Wars Kylo Ren Tie Silencer

Brad Garlinghouse, el presidente ejecutivo de Ripple (XRP), considera que el activo digital lanzado recientemente por la compañía bancaria estadounidense JPMorgan Chase carece de interoperabilidad, la cual sería el rasgo que lo marcaría como una innovación significativa. El empresario emitió su comentario durante una entrevista en la 4ta Cumbre Anual de DC Blockchain en Washington DC, ayer 6 de marzo.

Semanas atrás informamos que JPMorgan Chase lanzará un nuevo activo digital llamado JPM Coin, respaldado en una relación 1 a 1 con sus reservas de dólares estadounidenses en el banco, a fin de mejorar la eficiencia de sus transacciones.

A pesar de ello, los comentarios que generó el lanzamiento han sido bastante mixtos dentro de la comunidad. Entre ellos, Garglinghouse, ha manifestado su parecer, ya que muchos comentaristas de la industria han señalado a JPM Coin como un competidor directo de XRP de Ripple. Ante ello, el CEO de la compañía expresó lo siguiente:

“Este tipo de Morgan Stanley me estaba entrevistando la semana pasada, y le pregunté, ¿entonces Morgan Stanley va a usar el JPM Coin? Probablemente no. ¿Citi lo usará? […] ¿Será PNC? Y la respuesta es no. Así que vamos a tener todas estas monedas diferentes, y volvemos a donde estamos: hay una falta de interoperabilidad”.

Garlinghouse señaló que se trata de un activo interno patentado, y que dicha exclusividad originará nuevamente la fragmentación de los servicios financieros. Además, agregó:

“Pensemos en esto. [JPM] anunció la JPM Coin para clientes institucionales. Si les da un dólar como depósito, le darán una Moneda JPM, que luego podrá mover en el libro mayor de JPM. ¡Espera un minuto, solo usa el dólar! Realmente no entiendo qué […] problema resuelve”.

Garlinghouse solo señaló un aspecto positivo para el nuevo activo de JPMorgan Chase, y es que el hecho de que una compañía como esta se inclinara al mercado de las criptomonedas podría resultar beneficioso. “Esa es la única cosa buena que diré sobre esto“, dijo en tono de broma.