Uno de los principales desafíos a al que se enfrentan los fabricantes de coches en la actualidad es la optimización de sus sistemas de almacenamiento de energía para ampliar el alcance de sus coches. Sin embargo, Mitsubishi ha demostrado una mayor ambición en esta carrera, y la prueba más reciente de ello es un sistema que permite a un coche eléctrico proveer de energía al hogar cuando así lo requiera el usuario.

Con motivo del Salón del Automóvil, un reconocido evento de la industria automotriz que se lleva a cabo esta semana en Ginebra, Mitsubishi presentó su ecosistema Dendo Drive House (DDH), que incluye una batería doméstica, paneles solares, un cargador bidireccional y un coche eléctrico. El objetivo es que la energía sea almacenada no solo en la batería de la casa sino también en la batería del coche, e incluso podrá transferirse entre ambos.

A través de este sistema bidireccional un coche eléctrico podrá ser de gran utilidad si dentro del hogar se experimenta algún corte de energía. Asimismo, los usuarios podrán conducir para recargar la batería de su coche en punto de recarga oficial y posteriormente dirigirse a casa para mantener los dispositivos electrónicos esenciales en funcionamiento.

Nuevo coche eléctrico de Honda sustituirá los espejos laterales con cámaras

En todo caso, si el usuario utiliza energía a niveles excesivos, no será suficiente el sistema de almacenamiento de Mitsubishi a menos que se utilicen exclusivamente los paneles solares. La compañía reveló que este sistema estará disponible para los usuarios este mismo año, aunque no reveló la fecha exacta de lanzamiento.

Evidentemente, no debemos esperar que el ecosistema de almacenamiento de energía de Mitsubishi sea económico, ya que solo el cargador bidireccional puede tener un precio de US$ 10,000. Asimismo, los usuarios deberán pagar por los paneles solares, la batería y la instalación técnica obligatoria proporcionada por el fabricante.

Más en TekCrispy