Coinhive, el servicio que permite a los sitios web usar las computadoras de sus visitantes para extraer criptomonedas, anunció esta semana su intención de cerrar todas las operaciones el próximo mes.

Específicamente, todos los scripts de minería en el navegador del servicio dejarán de funcionar el 8 de marzo, y los usuarios tendrán hasta el 30 de abril para retirar cualquier cantidad de Monero que mantengan en sus cuentas.

Coinhive fue lanzado en 2017 como una forma de explotar la criptomonedas desde un sitio web, convirtiendo el poder de procesamiento de los visitantes directamente en dinero. Algunos sitios fueron directos con los visitantes acerca de su uso del software, especialmente el sitio web de noticias Salon y UNICEF. Sin embargo, otros no revelaron el hecho de que lo estaban usando.

Con el tiempo, los bloqueadores de anuncios y el software antivirus aprendieron a identificar y bloquear dicho código, de modo que los usuarios pudieran evitar que el software agotara sus CPU.

Corea del Norte podría estar financiado su programa nuclear con criptomonedas robadas

Un estudio exhaustivo realizado por la empresa de investigación de tráfico web Ahrefs reveló que, al menos, 9 de 10 sitios web que tienen scripts de minería instalados usan CoinHive. Eso muestra el éxito de la empresa, el cual también condujo a una tendencia a imitar su modelo de negocio, con decenas de servicios similares que aparecían en línea. Sin embargo, durante la mayor parte de su vida, la compañía alemana siguió siendo la fuerza dominante en la escena de cryptojacking legal e ilegal.

Entre las razones citadas por Coinhive, por las cuales dejará de prestar su servicio, constata la última bifurcación de Monero. “La caída en la tasa de hash (más del 50%) después de la última bifurcación de Monero nos golpeó con fuerza“, dijo la compañía. “También lo hizo el ‘desplome’ del mercado de criptodivisa con el valor de XMR depreciándose más del 85% en un año“.

Más en TekCrispy