De todas las características extraordinarias que distinguen al elefante, quizás la más singular y sorprendente es la hazaña más increíble de la ingeniería evolutiva: su trompa. Gracias a este excepcional órgano, los elefantes pueden respirar, agarrar, mover, oler, reproducir sonidos y más. Sin duda, se trata del apéndice más versátil y útil del reino animal.

La trompa es la fusión del labio superior y la nariz de un elefante, y se formó durante millones de años de evolución. Es un tubo largo y prensil con dos fosas nasales que recorren una larga masa de carne, músculo, grasa, nervios, sangre y tejido conectivo, que puede llegar a pesar hasta 140 kilogramos.

Estiércol de pingüinos y focas favorece la biodiversidad en la Antártida

Vital para la supervivencia

La clave de su éxito es una extraordinaria red de alrededor de 40.000 músculos. No tiene huesos ni articulaciones, lo que hace que la trompa del elefante sea increíblemente flexible, ofreciendo una movilidad expedita en todas las direcciones.

Todos esos músculos hacen que este maravilloso apéndice sea lo suficientemente poderoso para levantar cientos de kilos, y a la vez, tan delicado y preciso como para recoger una moneda del suelo.

La trompa es una herramienta esencial para el comportamiento social y prácticamente utilizada en todas sus interacciones.

La punta de la trompa está llena de terminaciones nerviosas, y según algunos investigadores, se trata del tejido más sensible que se haya estudiado. La punta, es una de las diferencias clave entre los elefantes africanos y asiáticos. El elefante africano tiene dos dedos, mientras que el asiático tiene solo uno, aunque esto no lo limita para manipular objetos.

Dado que tienen la nariz más grande del mundo, tal vez no sea sorprendente que se piense que los elefantes tienen el mejor sentido del olfato de todos los animales, y es probablemente el más importante de sus sentidos.

La punta de la trompa del elefante se mueve constantemente, probando los olores en el aire en todas las direcciones, de modo análogo a como los humanos utilizamos la visión.

Los elefantes salvajes han demostrado ser capaces de captar olores a distancias de varios kilómetros, lo que les proporciona un sistema de alerta temprana para el peligro.

La trompa también permite que los elefantes alcancen lugares difíciles, lo que es de particular importancia, ya que los elefantes, a diferencia de otros animales que pastan, no usan sus dientes para alimentarse directamente. En cambio, un elefante usará la fuerza y ​​flexibilidad de su trompa para arrancar la hierba del suelo o el forraje de un árbol y luego colocarlo en su boca.

Contrariamente a lo que se suele creer, el elefante no usa su trompa para beber. Sin embargo, juega un papel importante en ese acto. El elefante usa la trompa para sacar agua y luego rociarla en su boca.

La capacidad de rociar agua también es una parte importante de la higiene básica y la atención médica. Los elefantes usan la trompa como una ducha con varias configuraciones de presión.

Interacción social

Adicionalmente, la trompa es una herramienta esencial para el comportamiento social, y prácticamente todas las interacciones cercanas con el elefante involucran su trompa, ya que la utilizan para tocar, acariciar, explorar, acariciar y abrazar.

Gracias a este excepcional órgano, los elefantes pueden respirar, agarrar, mover, oler, reproducir sonidos y más.

Pero la trompa también es usada en situaciones conflictivas tanto agresivas como defensivas. Se utiliza para castigar, disciplinar o controlar. Un elefante con frecuencia agitará su trompa o la mantendrá en el aire como una advertencia de intención agresiva.

Aunque no es la única forma en que se comunican acústicamente, los elefantes pueden usar sus trompas para producir una variedad de sonidos. Lo hacen modificando el tamaño de sus fosas nasales una vez que el aire ha pasado sobre su laringe.

Estas son todas las especies del Google Doodle dedicado al Día de la Tierra

Los sonidos producidos en la trompa pueden variar desde un resoplido bajo hasta chillidos agudos de agitación o una trompeta ensordecedora.

En resumen, una trompa en buen funcionamiento es absolutamente vital para la supervivencia de un elefante. Es un órgano notable y solo una de las razones por las que los elefantes son animales tan fascinantes.

Referencias:

The sensorineural specializations of the trunk tip (finger) of the asian elephant, elephas maximus. The Anatomical Record, 1996. https://doi.org/10.1002/(SICI)1097-0185(199609)246:1%3C127::AID-AR14%3E3.0.CO;2-R

Elephant trunks form joints to pick up small objects. Rochester Institute of Technology News, 2018. https://www.rit.edu/news/story.php?id=68268

Elephant trunks are long-distance food detectors. Science, 2018. https://doi.org/10.1126/science.aav0017

Más en TekCrispy