A pesar de que el lenguaje se empieza a desarrollar unos meses después del nacimiento, muchas madres les hablan a sus hijos incluso desde que estos se encuentran en el vientre materno. De hecho, investigaciones sugieren que esto fortalece el vínculo entre las madres y sus hijos.

Ahora, un estudio reciente sugiere que los bebés recién nacidos tienen una capacidad innata para distinguir entre las palabras del lenguaje y otros sonidos. Esto podría arrojar luces respecto al proceso de desarrollo del lenguaje en el ser humano.

Los recién nacidos nacen con la capacidad innata de detectar el lenguaje

Muchas madres le hablan a sus hijos desde antes de nacer a fin de fortalecer el vínculo.

Se suele creer que el lenguaje no es más que un conjunto de palabras. Sin embargo, el lenguaje es mucho más complicado que eso, pues se compone de significados, símbolos, sonidos, entre otros. A este respecto, se plantea que el desarrollo del lenguaje en el ser humano se produce unos meses después del nacimiento de los niños.

No obstante, un estudio reciente sugiere que los niños nacen con una capacidad innata para detectar el lenguaje entre distintos sonidos. Para llegar a esta conclusión, los investigadores trabajaron con bebés de tres días de nacidos.

En particular, los bebés fueron expuestos a fragmentos de audio de tres minutos y medio en los que se incluían palabras del lenguaje, silabas y palabras sin sentido. Al mismo tiempo, se evaluaron los patrones de activación cerebral ante estos estímulos gracias a una técnica llamada Espectroscopia de infrarrojo cercano. De esta forma fue posible observar las estructuras cerebrales que se activaron ante las palabras y las silabas sin sentido.

Al hacerlo, se descubrió que el cerebro de los recién nacidos muestra patrones de activación cerebral distintos dependiendo de si estaban escuchando palabras reales o silabas sin sentido. Esto sugiere que los bebés nacen con las habilidades innatas necesarias para detectar el lenguaje.

¿Qué implicaciones tienen estos resultados?

Los resultados arrojan luces sobre el desarrollo del lenguaje durante la infancia.

Sobre la base de estos resultados, los investigadores sugieren que dos elementos del lenguaje son los que le permiten a los recién nacidos distinguir las palabras del lenguaje entre otros sonidos. El primer elemento es la prosodia, también llamado la melodía del lenguaje.

A grandes rasgos, la prosodia nos permite identificar el inicio de una palabra y su finalización. Por su parte, el segundo elemento identificado recibe el nombre de estadísticas del lenguaje; este describe el cálculo de la frecuencia con la que los sonidos asociados a las palabras se unen.

En este sentido, se concluye que los bebés nacen con estos dos mecanismos de forma innata, lo que les da la capacidad de distinguir palabras individuales del lenguaje, a pesar de aun no entender su significado.

Finalmente, los investigadores plantean que estos hallazgos arrojan luces respecto al desarrollo del lenguaje incluso antes del nacimiento. Por tanto, se sugieren nuevos estudios a fin de comprender qué tanta información son capaces de procesar los recién nacidos y qué mecanismos son empleados para tales fines.

Referencia: Newborns are sensitive to multiple cues for word segmentation in continuous speech, (2019). https://doi.org/10.1111/desc.12802

Escribir un comentario