Un nuevo ransomware llamado H-Ant ha empezado a infectar de manera alarmante a los equipos de minería en China. Así lo ha informado  la agencia de noticias china Yibenchain en un reporte publicado el pasado 13 de enero.

Como hemos explicado en ocasiones anteriores, un ransomware es un tipo de software dañino que secuestra ciertas secciones del sistema infectado y pide una recompensa a cambio de su liberación. Sin embargo, H-Ant, como se ha denominado este en particular, parece ir más allá, pues según el informe la solicitud de rescate es solo un camuflaje y su verdadero objetivo es utilizar el poder de cómputo de la máquina infectada.

Según la información suministrada por Yibenchain, este ransomware apareció en agosto del año pasado, pero sus ataques se han intensificado durante el mes de enero del año en curso, lo cual ha derivado en una gran cantidad de equipos infectados, los cuales en su mayoría corresponden a la marca Bitmain.

Sobre la forma en que se propaga, se sabe que el virus se transmite a al menos 1,000 máquinas desde otros mineros en formas de parches de firmware.

El pirata informático detrás del ransomware avisó a los mineros, tanto en idioma chino como en inglés, que evitaran ser infectados enviándole 10 BTC. De incumplir con dicha medida, amenazaron con apagar el ventilador del equipo de minería, sobrecalentar su protección y quemar su Ant-miner e incluso la casa.

Sin embargo, se maneja una hipótesis de que en realidad buscan utilizar el poder minero para beneficio propio, puesto que con 4.000 máquinas mineras se pueden generar 2.400 yuanes en tan solo una hora. Según se ha informado, el H-Ant infectó la instalación de un minero chino en apenas minutos, y secuestró 4.000 de sus dispositivos.

No obstante, el problema no parece ser tan grave puesto que se ha encontrado solución para eliminar el ransomware de los equipos infectados. Una de ellas es volver a instalar la tarjeta SD del equipo y reinstalar el software, aunque se ha señalado que este proceso toma algo de tiempo y evidentemente generará pérdidas para el usuario.