La Autoridad Portuaria de la Bahía de Algeciras (APBA), ente regulador del mayor puerto de España y el mediterráneo, decidió sumarse a la plataforma blockchain Tradelens, desarrollada en conjunto por IBM y Maersk, de acuerdo con un reporte de Portal Portuario.

Para aquellos no familiarizados con la materia, Algeciras es uno de los 10 puertos más concurridos de Europa, recibiendo alrededor de 70 millones de toneladas en tráfico de cargamento anualmente. En 2017, el puerto había visto desfilar más de 4.3 millones de containers.

Según reseña la APBA, incorporarse a la plataforma de Tradelens les permitirá intercambiar información y documentación entre socios de forma mucho más segura y eficiente a través de la cadena de suministros.

Además, el reporte establece que la plataforma generará valor para los operadores de logística, compañías de envíos, operadores de dichos envíos y expedidores de cargamento.

Asimismo, es importante señalar que para fines del año 2018, la solución ya contaba con más de 100 organizaciones y 20 operadores portuarios en su plataforma, registrando 230 millones de envíos y procesando más de 20 millones de containers.

IBM pone fin a sus productos de reconocimiento facial de uso general

Recordemos que los operadores portuarios más importantes del mundo han implementado cada vez más la tecnología blockchain en la coordinación de sus operaciones.

En octubre del año pasado, el Puerto de Rotterdam se unió con el banco holandés ABN AMOR y la subsidiaria IT de Samsung para probar las aplicaciones de la tecnología blockchain en el mundo de los envíos.

Por otra parte, en junio de 2018, una subsidiaria del puerto de Abu Dhabi se convirtió en la primera autoridad del país en desplegar su propia solución blockchain.

Concluyendo, incluso el operador portuario de mayor renombre en el Reino Unido, el Associated British Ports, firmó un anuncio el año pasado con Marine Transport International para desarrollar una blockchain dedicada al aumento de la eficiencia de sus operaciones portuarias.

Más en TekCrispy