La empresa norteamericana de minería Giga Watt fue obligada a clausurar sus operaciones diarias debido a su bancarrota.

Giga Watt envió un correo a sus clientes este jueves, en el que establecen que, si bien habían continuado operando en los dos meses posteriores a su declaración en bancarrota, “en el momento, los accesos y el poder de las instalaciones en donde Giga Watt operaba han sido cerrados a la compañía”.

Andrey Kuzenny, director y propietario de más del 10% de las acciones de Giga Watt, así como administrador del canal oficial de Telegram de la empresa, confirmó la autenticidad de dicho correo. Asimismo, Kuzenny comentó que no podía compartir más detalles debido a impedimentos legales.

Asimismo, el correo indicaba que aquellos que hubieran completado su verificación Know-Your-Customer (KYC) podían retirar cualquier criptomoneda que aún quedara en sus billeteras, siempre y cuando lo realizaran antes del mes de marzo.

Uno de los usuarios del canal oficial de Telegram de la empresa le preguntó a Kuzenny si la empresa podía reembolsar los fondos del token WTT, nativo de Giga Watt “con la inversión original en BTC”, a lo que el ejecutivo respondió de forma negativa.

Además, la empresa le devolverá algunos equipos de minería a sus clientes, de acuerdo con el correo. Así, los clientes cuyo equipo haya sido removido antes del cierro, serán notificados dentro de las próximas dos semanas.

Aquellos que aún tengan sus equipos atrapados en las instalaciones serán notificados cuando sea pertinente, pero “no estarán disponibles hasta que se lleven a cabo los procedimientos legales pendientes”.

Giga Watt aplicó para bancarrota en una Corte del Distrito de Washington en noviembre, y le debe a sus 20 acreedores más grandes alrededor de 7 millones de dólares, incluyendo US$ 800,000 a proveedores de electricidad.

Escribir un comentario