Clay Jensen

China Mobile tratará de mostrarle a sus cientes el valor de la tecnología blockchain al incorporarla en un producto de uso diario.

Por eso, la unidad del Internet de las Cosas (IoT) desarrolló un purificador de agua con un chip interno y un módulo IoT. Como sabemos, este tipo de artefactos recolectan información de sus usuarios para enviarla a los fabricantes.

Sin embargo, de acuerdo con Xiao Yi, director de producto de China Mobile IoT, este aparato además retribuirá a sus clientes por su información, utilizando precisamente tecnología blockchain.

De esta forma, dependiendo de por cuánto tiempo y qué tan frecuentemente los consumidores utilicen el producto, ganarán un token llamado PWMC que podrán cambiar por reemplazos de filtros e incluso comprar otros bienes.

Este sistema de recompensas proveerá un incentivo para uso que otros productos de IoT no tienen, además de popularizar el uso de la tecnología blockchain para la persona promedio que no conoce mucho sobre criptomonedas. Sobre este asunto, Xiao comentó:

“Nuestra meta es atraer a aquellos que no están muy empapados de la tecnología blockchain o dentro de la comunidad de criptomonedas, que hayan oído de esta tecnología, pero no la entiendan. Para conseguir la adopción masiva, necesitamos convertir algo que parezca muy profesional en algo muy ordinario”.

Sin embargo, es importante señalar que estos purificadores de agua distan de ser un producto masivo.  Actualmente, solo pueden adquirirse a través de una campaña de recaudamiento que aspira a generar unos 200,000 yuan o US$ 30,000 antes del 21 de enero.

Enterprise Ethereum Alliance lanza dos especificaciones para la industria blockchain

El proyecto inició alrededor de finales de 2017. Además de incentivar la participación de sus usuarios con tokens, Xiao comentó que el propósito general de la compañía en adoptar la tecnología blockchain es incorporar sus registros de información a prueba de alteraciones.

De esta forma, los dispositivos utilizarán chips y módulos IoT para que se conecten al internet sin necesidad de utilizar Wi-Fi y que puedan servir como nodos individuales para registrar la información de los usuarios en una red distribuida.

Más en TekCrispy