La miopía es una afección de la vista bastante frecuente. Aún así, las personas que viven con esta condición tienen varias opciones para corregir su visión; entre ellas se cuenta el uso de anteojos o una cirugía correctiva. Sin embargo, ambas están asociadas a ciertas limitaciones.

La buena noticia es que recientemente, se han desarrollado unas gotas para los ojos que corrigen la miopía y la hipermetropía. Esto representa un método menos invasivo que podría ayudar a las personas a disfrutar de una mejor calidad de vida, sin efectos secundarios asociados.

Crean gotas que prometen corregir la miopía

La miopía es un defecto del ojo que genera dificultades de visión. Específicamente, cuando las personas tienen miopía, tienen dificultades para ver los objetos que se encuentran lejos, pues los perciben de forma borrosa; esto se debe a una curvatura excesivamente pronunciada en el cristalino que hace que las imágenes se formen un poco antes de llegar a la retina.

De acuerdo a diversas investigaciones, se estima que para el año 2025, el 70% de la población joven podría llegar a desarrollar miopía gracias al uso excesivo de dispositivos electrónicos como celulares y computadoras. Además de esto, existen otros factores de riesgo para desarrollar esta afección, tales como la herencia y la disminución de las actividades al aire libre.

Las opciones tradicionales para una persona que sufre de miopía implican el uso de anteojos, lentes de contacto o una cirugía correctiva; no obstante estas estrategias pueden tener ciertas desventajas.

Por ejemplo, los niños suelen rehusarse a usar anteojos, lo que puede empeorar el problema. Mientras tanto, los lentes de contacto están asociados a una mayor probabilidad de adquirir alguna infección ocular. Por su parte, las cirugías correctivas pueden resultar menos efectivas de lo esperado e implican ciertos riesgos quirúrgicos.

No obstante, gracias a un nuevo método, corregir la miopía podría ser más sencillo y menos invasivo que las alternativas tradicionales. En este sentido, un equipo de investigadores de la Universidad Bar-ILan, en Israel, han desarrollado unas nano-gotas para los ojos que, tras seguir una serie de pasos, prometen corregir problemas de visión como la miopía y la hipermetropía.

¿Cómo funcionan estas gotas?

Los investigadores, adscritos al Instituto de Nanotecnología y Materiales Avanzados del mencionado centro educativo, diseñaron una tecnología basada en el uso de unas nano-gotas que curan los problemas visuales al corregir el índice de refracción de la córnea. Para obtener los resultados esperados, deben llevarse a cabo una serie de pasos.

En primer lugar, los usuarios interesados deben descargar una aplicación en su teléfono inteligente, a partir de la que se hace una evaluación de sus capacidades visuales. Posteriormente, es necesario conectar un dispositivo láser a partir de otra aplicación móvil. Esta plataforma envía pulsos de láser directamente al ojo creando marcas en los espacios que deben ser corregidos.

Finalmente, las personas deben colocar las gotas oculares, desarrolladas en función de nanopartículas de proteínas no tóxicas; en particular, estas nanopartículas tienen la función de corregir la miopía o la hipermetropía en las áreas que fueron previamente marcadas con el láser.

Finalmente, si bien por el momento estas gotas aún se encuentran en fase de prueba, los investigadores aseguran que han mostrado resultados exitosos en ensayos realizados con ojos de cerdos. De lograr la aprobación, los resultados marcarían un antes y un después en el campo de la corrección de problemas visuales.

Referencia:  Smadja, D., Lellouche,   R., Ben   Y. y Zalevsky, H. (2018). Nanodrops for restoring refractive errors. European Society of Cataract and Refractive Surgeons